PROPUESTA DIDÁCTICA PARA EDUCAR A TRAVÉS DE LA INSTRUCCIÓN EN LA ASIGNATURA DE QUÍMICA ORGÁNICA DE LA CARRERA DE INGENIERÍA AGRÓNOMA EN EL PROCESO DE UNIVERSALIZACIÓN

Síntesis
Como parte del proceso de transformaciones en la Educación Superior en Cuba se trabaja en los conceptos de la Nueva Universidad con vistas al perfeccionamiento del sistema de enseñanza-aprendizaje en la Educación Superior, en particular en el trabajo continuo de transformación de los nuevos profesionales y la elevación de la calidad en los docentes universitarios. Estos criterios se han ido trabajando a nivel de país en las universidades cuyas carreras tienen un currículo que está bien consolidado con el acercamiento a los planes “D”. A partir del diagnóstico se determinaron insuficiencias que limitan el desarrollo del proceso docente educativo. En este sentido el trabajo aporta una propuesta para educar a través de la instrucción sin necesidad de realizar cambios en el programa que se imparte, y que contribuyen a una adecuada orientación en los estudiantes de los primeros años de la carrera de Agronomía, para lograr profesionales integrados. Los resultados están dirigidos a lograr la vinculación de los contenidos de la asignatura, con la obra martiana, de Fidel y temas de la actualidad con énfasis en la profesión, mediante la educación desde la instrucción lo cual tributa a la formación de un profesional integral, dotado de conocimientos y habilidades que le sirven de base para su futuro desempeño profesional.
Palabras claves: educar, instrucción, didáctica, Química orgánica, universalización.
Synthesis
As part of the process of transformations in the Superior Education in Cuba one works in the concepts of the New University with a view to the improvement of the teaching-learning system in the Superior Education, in particular in the continuous work of the new professionals’ transformation and the elevation of the quality in the educational university students. These approaches have left working at country level in the universities whose careers have a curriculum that is very consolidated with the approach to the plans “D”. starting from the diagnosis inadequacies were determined that limit the development of the educational educational process. In this sense the work contributes a proposal to educate through the instruction without necessity of carrying out changes in the program that is imparted, and that they contribute to an appropriate orientation in the students of the first years of the career of Agronomy, to achieve integrated professionals. The results are directed to achieve the linking of the contents of the subject, with the work martiana, of Fidel and topics of the present time with emphasis in the profession, by means of the education from the instruction that which pays to the formation of an integral professional, endowed with knowledge and abilities that serve him as base for their future acting professional.

Key words: to educate, instruction, didactics, organic Chemistry, universalization.

INTRODUCCION

La importancia que se le da a la educación y a su contenido, en Cuba, está determinada por el carácter socialista de base humanista de la Revolución. La extensión masiva de la enseñanza sobre las bases rigurosamente científicas, constituye tanto una legítima aspiración de nuestro pueblo trabajador, como una necesidad objetiva de la construcción de la nueva sociedad. El desarrollo armónico y multifacético de la personalidad, se ha convertido en una e las preocupaciones más importantes de nuestro sistema educativo. Según Marx y Engels (1976), se le debe prestar especial atención a la joven generación. La construcción de la nueva sociedad requiere de hombres que sepan impulsar los avances de la ciencia y la técnica sin perder de vista el desarrollo sostenible, haciendo uso de su capacidad creadora, basada en una correcta concepción científica y dialéctico – materialista del mundo que lo rodea y de sus innumerables procesos y fenómenos.

La nueva universidad es muestra de ello, abrió sus puertas y surgieron las sedes universitarias, hoy es la realidad palpable de cientos de trabajadores y jóvenes superándose y elevando su nivel científico, dando muestra de que si se puede lograr la formación  de profesionales en cualquier parte del país, rompiendo así  las barreras elitistas en la educación superior.

Por tanto se hace necesario transformar el escenario de la universalización a partir de priorizar la  fundamentación de un  enfoque integral para la labor educativa e instructiva que se revierte en un buen  trabajo político-ideológico, cuyo objetivo es la formación integral de los estudiantes.

Asumo lo planteado por Horrutinier Silva, P (2006-p24) en su texto  al referirse que la Educación Superior tiene como fin formar a las nuevas generaciones en los  principios ideológicos y morales del socialismo convirtiéndolos en convicciones personales y hábitos de conductas diarias, aptos para vivir y trabajar en la nueva sociedad.

En la formación de los egresados se instruye y se educa, ambos procesos constituyen una unidad dialéctica.

Instruir: es el proceso de enseñar, dar a conocer, informar, comunicar reglas o conductas, adquisición de conocimientos, desarrollo de habilidades, hábitos y capacidades cognoscitivas sobre determinadas materias.

Educar: determinar el valor educativo de lo que hemos de enseñar, dirigida a la formación de valores, normas, convicciones, sentimientos es por tanto la formación de las cualidades de la personalidad.

Las Universidades tienen la misión de contribuir a la transformación de la sociedad mediante las principales procesos  sustantivos que poseen y que en si mismas se convierten en procesos dialécticos que tienen identidad propia y se integran en el cumplimiento de esa misión, ellas son: la docencia cuyo fin principal es el de preservar la cultura acumulada en cada objeto de formación; la investigación que tiene como fin desarrollar cultura, crearla, innovar y la extensión que permite la promoción de la cultura que se reserva y crea y condiciona o garantiza una proyección social para cumplir el encargo con la sociedad Horrutinier Silva, P (2006- p-12).

Ese modelo se sustenta en dos ideas rectoras principales: La primera de ellas consiste en que la universidad cubana centra su atención principal, como ya se dijo, en la formación de valores. De hecho, tanto en la concepción teórica, como en su real materialización en el proceso de formación, la unidad de los aspectos educativos con los de carácter instructivo, constituye una idea rectora de la educación superior cubana. Un segundo aspecto, de similar significación y estrechamente vinculado al mismo, es la integración entre la universidad y la sociedad, expresada en la posibilidad de que los estudiantes universitarios cubanos, en todas las carreras, dediquen una parte importante de su tiempo de estudio a desarrollar habilidades y competencias profesionales en diferentes entidades laborales, productivas y de servicios, a todo lo largo y ancho del país. Ese nexo, gradualmente desarrollado y hoy generalizado a todas las carreras, caracteriza la otra idea rectora de la educación superior en Cuba: el vínculo del estudio con el trabajo.

El docente universitario tiene la misión de orientar, asesorar y guiar al estudiante por lo que debe de presentar cualidades como: madurez, competencia, coherencia, creatividad, además debe de presentar interés por el perfeccionamiento y el respeto hacia otras personas, entre otras.

En los momentos actuales del desarrollo de la ciencia y la tecnología el proceso de formación del profesional requiere de una Educación en Valores, que en nuestra sociedad se entiende como un proceso sistemático, pluridimensional, intencional, e integrado que garantiza una buena formación y desarrollo del profesional. En la Universidad  la Educación en Valores se orienta hacia la formación y desarrollo de la personalidad del profesional, o sea, como el conjunto de rasgos presentes en el individuo, en la actividad profesional en los marcos de la comunidad y contextos como amor a la tarea que realiza, sentido de respeto y estilo de búsqueda creativa innovadora, Quesada, O (2009-p25).

El docente de nivel superior a través  del accionar formativo tiene que ser capaz de dinamizar la docencia de forma permanente, además de la investigación y la extensión debe de garantizar cumplan la misión propuesta y que respondan a los objetivos de los procesos principales de la Educación. Este profesor fortalece y garantiza su trabajo en grupo como vía importante para elevar la efectividad del proceso y ejercer con éxito tareas como reuniones, toma de decisiones, comunicaciones, aprendizajes colectivos, generaciones de ideas o soluciones de problemas tratados en grupos de trabajo.

El profesional del futuro se educa hoy y para ello se requiere que el docente universitario aprenda a enseñar, estos tiempos reclaman una nueva cultura profesional del profesorado que le permita reflexionar, criticar e investigar sobre su propia práctica; solo así tienen sentido las nuevas concepciones del proceso enseñanza-aprendizaje en la Educación Superior.

El punto de partida para determinar con claridad el papel que le corresponde a la carrera, el año y la disciplina, en este enfoque dirigido a educar desde la instrucción, es el modelo del profesional (Horruitiner Silva, P. (2006-p12), donde se declaran los objetivos generales del proceso de formación del Ingeniero Agrónomo.

Los Valores compartidos son los mismos de la nación cubana, o sea, sus contenidos se adecuan a las funciones y a la responsabilidad social de la  Universidad en el contexto cubano actual. Entre ellos podemos citar algunos: dignidad, es cuando se siente orgullo por la defensa de la obra de la Revolución; patriotismo, es la conciencia de que la Patria es lo primero, la fidelidad dispuesto a morir por ella; honestidad se trata de actuaciones con transparencia, con plena correspondencia entre la forma de pensar y el actuar, asumir posturas adecuadas ante lo justo en el colectivo; solidaridad, es la que favorece y apoya las instituciones de menor desarrollo, potencia las acciones internacionalistas dentro y fuera del país; responsabilidad, es el compromiso, consagración y nivel de respuestas a las tareas asignadas en un ambiente de colectivismo y sentido de pertenencia; humanismo, es la que nos identifica con  la historia y mejores tradiciones de la educación superior cubana como dignos representantes y actores activos y promotores de la vida educacional, científica, económica, política, ideológica y cultural; laboriosidad, se trata  del amor al trabajo, en su constancia, disciplina y eficiencia; la honradez, es la actuación con rectitud e integridad  en todos los aspectos de la vida y en la acción de vivir de su propio trabajo y esfuerzo; y por último la justicia donde se trata de la igualdad social y de que  todos los humanos tengan los mismos derechos y oportunidades como es el derecho a le Educación. Con relación a este tema nuestro Comandante Fidel Castro Ruz expresó: “Las ideas son hoy el instrumento esencial de la lucha de nuestra especie por su propia salvación, Y las ideas nacen de la educación. Los valores fundamentales, entre ellos la ética, se siembran a través de ella”.

En cuanto a la disciplina Química para la carrera de Agronomía, Medina, M. (1999), Peralta, H (2008), Balbé, A. (2008), Borbotó, M. (2009), han realizado investigaciones en torno al desarrollo de habilidades investigativas y rediseño de programas que respondan al objeto de la profesión.

La Química es reconocida universalmente como una ciencia experimental y su objetivo fundamental es investigar la estructura de las sustancias, sus propiedades y las reacciones que las transforman en otras; por ello su estudio requiere del trabajo práctico directo de los estudiantes con el objeto de estudio.

En nuestro país, esto se manifiesta fundamentalmente en las prácticas de laboratorio donde, de forma general, los estudiantes trabajan independientemente en la realización de experimentos que, a través de una actividad práctica concreta, los ayudan a comprender y fijar mejor los conocimientos. En el caso de las clases prácticas y seminarios, la participación de los educandos depende de la forma de organización de la clase, para el desarrollo de los ejercicios y problemas a resolver. En las clases encuentros es mucho menor, ya que predomina la exposición del profesor, Janiuk (1993) ha señalado que los estudios relativos al proceso de aprendizaje de la Química están en una fase temprana de desarrollo. Esto hace que los resultados obtenidos en este campo constituyan aportes importantes, tanto para la teoría de la enseñanza de la Química, como para la práctica docente en sí misma. Los mismos permiten a los profesores proyectar una organización diferente del proceso y la selección de métodos y estrategias adecuadas a cada momento, con el fin de elevar la calidad de los resultados.

En la revisión de informes, entrevistas a profesores de la especialidad y al departamento docente metodológico de la ULT, entrevistas a  estudiantes, en diferentes diagnósticos  efectuados para determinar las causas del bajo rendimiento en la asignatura y el poco interés de los estudiantes por su estudio, se han obtenido las siguientes manifestaciones:

Poco uso del contenido que ofrece la asignatura de Química Orgánica  para realizar actividades que motiven al estudiante al estudio de la misma.

Los estudiantes no logran en todos los casos relacionar el contenido de la Química Orgánica con los problemas propios de la profesión desde la aplicación de los mismos para su desempeño profesional.

Insuficiente aprovechamiento de los contenidos de la Química Orgánica para dar tratamiento al problema de la educación desde la instrucción .

Como se observa el poco interés por la asignatura no es la única debilidad que afecta el proceso de enseñanza-aprendizaje de la Química Orgánica; está claro que es inadecuado el tratamiento a la relación de dicho proceso con la realidad, por lo que permite a la autora revelar el problema profesional siguiente: insuficiente aprovechamiento de las potencialidades que ofrece el contenido de la asignatura Química Orgánica  para educar desde la instrucción en la  carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de Universalización de la Educación Superior.

El objetivo general del ejercicio profesional es elaborar una propuesta  didáctica para educar a través de la instrucción en la  asignatura de Química Orgánica de la carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de Universalización de la Educación Superior.

Para el cumplimiento del objetivo se proponen las siguientes tareas profesionales:

  • Sistematización de los referentes teóricos que sustentan la educación a través de la instrucción en el proceso de Universalización.
  • Caracterización  del programa de la asignatura Química Orgánica de la Disciplina Química en el proceso de Universalización de la Educación Superior.
  • Fundamentación de la propuesta didáctica al docente para educar a través de la instrucción en la  asignatura Química Orgánica de la carrera Ingeniería Agrónoma en el proceso de Universalización de la Educación Superior.
  • Elaboración de la propuesta al docente para educar a través de la instrucción en la  asignatura Química Orgánica de la carrera Ingeniería Agrónoma en el proceso de Universalización de la Educación Superior.
  • Valoración de la propuesta didáctica al docente para educar a través de la instrucción en la  asignatura Química Orgánica de la carrera Ingeniería Agrónoma en el proceso de Universalización de la Educación Superior.

El ejercicio profesional tiene como sustento o base teórico-metodológica general el materialismo dialéctico e histórico lo que permitió a la autora la utilización de los métodos del nivel teórico y empírico que a continuación se refieren.

Métodos de nivel teóricos.

  • Histórico – lógico: para el análisis de la evolución, caracterización y determinación de tendencias en el proceso de enseñanza aprendizaje de la Química Orgánica para los profesionales de la rama de agronomía.
  • Análisis – síntesis: para procesar e interpretar la información tanto teórica como empírica, lo que permitió la caracterización de la asignatura, sus relaciones esenciales y la determinación de los fundamentos teóricos y metodológicos de la realización de la educación a través de la instrucción en el proceso de formación inicial, así como la elaboración  de las conclusiones parciales y finales de l trabajo.
  • Inducción – deducción: para  el procesamiento de la información, tanto teórica como empírica lo que permitirá la caracterización del proceso de enseñanza aprendizaje de la disciplina Química en la carrera de Agronomía, la determinación de los fundamentos teóricos y metodológicos y la elaboración de las conclusiones.
  • Sistémico estructural funcional: para la determinación del sistema de componentes que se  relacionan de manera dialéctica, en la elaboración de las acciones propuestas.

Métodos del nivel empírico:

  • Observación participativa: para explorar, recopilar y evaluar datos de cómo se insertan y desarrollan los aspectos relacionados con la integración del componente académico- laboral-investigativo y específicamente  desde la disciplina Química.
  • Entrevistas abiertas a profesores, directivos y estudiantes: para recoger las opiniones y criterios sobre las orientaciones  de cómo  educar a través de la instrucción en los  contenidos ofrecidas en la asignatura Química Orgánica, así como las perspectivas pedagógicas más eficaces para estudiar y enfrentar la problemática planteada de forma integral y participativa.
  • Encuestas: para conocer opiniones, criterios, conocimientos y vivencias relacionadas con el desarrollo de la práctica investigativa laboral de la disciplina Química.
  • La revisión de documentos: en el estudio de la validez y actualidad del tema de investigación en documentos de la UNESCO y  el  MES., además de informes de inspecciones, visitas especializadas, estudios de profundización, planes de estudio, resoluciones y documentos del  MES,  la Universidad  de Las Tunas (ULT) y la Filial Universitaria de Manatí.
  • El criterio de especialistas: se aplicó en la búsqueda de consenso sobre la importancia del programa para la formación del profesional, la calidad de la elaboración del programa y la pertinencia las recomendaciones didácticas al docente de cómo educar a través de la instrucción en la  asignatura de Química Orgánica de la carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de universalización de la Educación Superior.

El trabajo final consta de: introducción, dos capítulos, conclusiones y anexos. El capítulo 1 aborda los fundamentos teóricos de la educación a través de la instrucción en el proceso de Universalización de la Educación Superior y se caracteriza  el programa de la asignatura Química Orgánica, de la Disciplina Química.

En el capítulo 2 se fundamentan los procedimientos didácticos al docente de como educar a través de la instrucción en la asignatura de Química Orgánica de la carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de universalización de la Educación Superior, así   como la elaboración de los procedimientos didácticos y se realiza una  valoración de las procedimientos didácticos para educar a través de la instrucción en la asignatura de Química Orgánica.

El aporte a la práctica profesional  reside en desarrollar una propuesta   didáctica para educar desde la instrucción en la asignatura de Química Orgánica, de la carrera de Agronomía en el proceso de Universalización.

Su actualidad está en la contribución al proceso de perfeccionamiento de asignatura del currículo básico, donde sus aprendizajes se convierten en útiles, necesarios y aplicables en la solución de problemas profesionales, desde el eslabón base de la profesión.

Novedad: radica en la elaboración de una propuesta didáctica a los docentes para educar desde la instrucción con un carácter interdisciplinario, planificado, sistémico, flexible y creativa en estrecha relación profesor- estudiante  desde su aplicación en  la profesión,   para elevar el aprendizaje en los contenidos de la Química Orgánica, que sirvan de referencia no solamente a los profesores de esta asignatura, sino al resto del personal docente que se desempeña en la docencia de la Educación Superior.

CAPÍTULO 1: CONSIDERACIONES   TEÓRICAS ACERCA  DE LA EDUCACIÓN DESDELA INSTRUCCIÓN EN EL PROCESO DE ENSEÑANZA – APRENDIZAJE EN LA  UNIVERSALIZACIÓN DELA EDUCACIÓN SUPERIOR

La universalización de la educación superior es un proceso continuo de transformaciones, iniciado con el triunfo de la Revolución en el año 1959, y dirigido a la ampliación de posibilidades y oportunidades de acceso a la universidad  y de multiplicación y extensión de los conocimientos, con lo cual se contribuye a la formación de una cultura general integral de la población y a un incremento sostenido de equidad y justicia social en nuestra sociedad

Es  tarea permanente de los profesores buscar vías y métodos adecuados para lograr la motivación hacia el estudio de la Química en los estudiantes y con ello lograr una enseñanza desarrolladora, por lo que tiene que convertirse en una prioridad la preparación general e integral de los estudiantes.

En este capítulo se realiza un análisis de los antecedentes históricos de la educación a través de la instrucción en el proceso de enseñanza-aprendizaje de la Química Orgánica en la carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de universalización, se asumen dos etapas donde se fundamenta el proceso de enseñanza – aprendizaje para educar desde la instrucción en  el proceso de universalización y caracteriza  el programa de la asignatura Química Orgánica de la Disciplina Química en la carrera de Ingeniería Agrónoma en las filiales universitarias.

El presente capítulo se dirige a la sistematización de los fundamentos que en el orden teórico sustentan la contribución a un proceso de enseñanza-aprendizaje desarrollador y su consecuente adecuación a lo específico de los contenidos químicos de la Educación Superior.

1.1. Sistematización de los referentes teóricos que sustentan la educación a través de la instrucción en el proceso de Universalización.

Aproximarse al concepto Didáctica, que proviene del griego “didaskein” – enseñar, supone un análisis genérico del término, es decir, un análisis de su acepción vulgar o común y, además, un análisis especializado y culto de su significado.

Al estudiar las definiciones de Didáctica se encuentran calificativos de que ella es ciencia, teoría, tecnología, técnica o arte; de que su contenido semántico es: enseñanza, aprendizaje, instrucción, comunicación de conocimientos y que la finalidad de la Didáctica es formación, instrucción, instrucción formativa, desarrollo de facultades.

En el orden genérico la palabra “didáctica” se refiere a actividades relacionadas con la enseñanza, a la transmisión de ideas a las que se pretenden que los receptores presten atención, o sea, lo didáctico refleja la aplicación de un cierto criterio sobre la forma de hacer las cosas. En diccionarios se define a la Didáctica como el arte de enseñar. Enseñar didácticamente es un modo de desarrollo de una actividad de manera didáctica, propia para enseñar. Es didáctico aquello que es adecuado para enseñar o instruir. La Didáctica está centrada en la enseñanza, en lo que facilita el aprendizaje.

La interpretación culta o técnica del concepto Didáctica requiere de un análisis más riguroso. Al respecto existen diversos criterios, unos abordan a la Didáctica en el contexto de otras disciplinas, otros como disciplina en sí, es decir, desde el punto de vista funcional. Se pueden reconocer en algunas definiciones que se interpreta a la Didáctica en el contexto de otras disciplinas, como ciencia práctica, como teoría general de la enseñanza y el estudio de las diversas maneras de enseñar, como técnica, metodología y otros criterios semejantes. Otras conciben a la Didáctica desde el punto de vista de su sentido funcional como ciencia de la dirección del proceso de enseñanza – aprendizaje, para la eficacia formativa e instructiva, como ciencia que estudia el proceso formativo, como conducción del educando a la progresiva adquisición de conocimientos, habilidades, hábitos, técnicas; como organización de situaciones de aprendizaje para alcanzar objetivos cognoscitivos, afectivos y psicomotores, como parte de la Pedagogía, como disciplina pedagógica.

Como vemos, la Didáctica en diversas interpretaciones es ciencia, es arte, es técnica, es teoría, es dirección, es norma, es doctrina y procedimientos, es ciencia práctica.

La Didáctica ocupa una posición relevante, a veces como disciplina pedagógica cuando se define que solamente existe una ciencia de la educación: la Pedagogía; otras como disciplina científica independiente si se asume que ambas son ciencias diferentes, aunque relacionadas. En este sentido se pueden distinguir tres versiones importantes de los que es y debe ser la Didáctica:

1. Concepción de que la Didáctica es el brazo instrumental de la Pedagogía. Es decir, la Didáctica debe encargarse de la organización y práctica sistemática de conceptos y principios referidos a toda la educación.

2. Se le atribuye a la Didáctica un segmento del campo educativo: la instrucción

en relación dialéctica con la educación.

3. La Didáctica está destinada a generar estrategias de acción en el proceso educativo.

Las opiniones sobre la Didáctica no son uniformes, se considera que:

No es ciencia por: sí es ciencia por:

. No tener leyes formuladas. Poseer objeto propio de estudio.

. No poseer criterios universales estudio.

. Tener teorías opuestas con . Tener sistema de principios resultados y leyes y regularidades.

. Algunos tienen resultados sin . Su teoría y práctica poseen dominar la teoría desarrollo histórico

. Resaltar el papel de lo . Resolver problemas de carácter subjetivo científico con metodología propia

Sin embargo, es Juan Amos Comenio (1592-1670) el autor considerado como fundador de la teoría sobre la enseñanza con su obra: “Didácticas Completas”, publicada en Ámsterdam en 1657. En su segunda parte, “La Didáctica Magna” probablemente se caracteriza por primera vez la actividad del docente como una práctica profesional, y se delimitan los objetos propios de la disciplina, cuestiones que aún están presentes en textos actuales de Didáctica. La Didáctica como concepto requiere un análisis más profundo y riguroso. En los diccionarios se define la Didáctica como el arte de enseñar. Es didáctico aquello que sirve para enseñar o instruir. De esta forma vista, se podría decir que la Didáctica está centrada en la enseñanza. Una de sus interpretaciones es aquella que desde un punto de vista funcional la ve como ciencia de la dirección del proceso de enseñanza-aprendizaje. Existen diversos criterios en cuanto a si abordar la Didáctica en el contexto de otras disciplinas, o como disciplina en sí, si es teoría general de la enseñanza, metodología, técnica u otros criterios semejantes.

 

Nos podemos preguntar entonces: ¿Qué es la Didáctica?: ¿arte, ingeniería o ciencia?

Un análisis objetivo de la Didáctica en su desarrollo histórico y actual pone en evidencia la conformación de un cuerpo teórico propio, que ha permitido la definición de un objeto de estudio, demostrar la presencia de leyes del proceso didáctico y señalar el campo en el cual se evidencia su acción. Así podemos decir desde nuestra óptica que la Didáctica es una ciencia social, sus leyes son de naturaleza dialéctica y de ellas emana una metodología propia.

Otros investigadores (dedicados al problema de la investigación de su propia práctica docente insisten en abandonar la concepción de la Didáctica como metodología y recuperarla como teoría de la enseñanza, lo que abre nuevas perspectivas en su propia construcción y desarrollo. De esta forma la teoría sistematiza los conocimientos correspondientes a la ciencia y define un conjunto de categorías que permiten explicar el comportamiento de los procesos, lo cual reafirma el carácter de ciencia de la Didáctica.

“Una definición contemporánea de la Didáctica deberá reconocer su aporte a una teoría científica del enseñar y el aprender, que se apoya en leyes y principios; la unidad entre la instrucción y la educación; la importancia del diagnóstico integral; el papel de la actividad, la comunicación y la socialización en este proceso; su enfoque integral, en la unidad entre lo cognitivo, lo afectivo y lo volitivo en función de preparar al ser humano para la vida y el responder a condiciones socio-históricas concretas”.

La instrucción no debe ser por consiguiente el único objeto que excite el interés del profesor; antes que en ella debe pensar en otro objeto superior. Sólo cuando cultiva, moraliza e instruye a la vez, es cuando cumple con los fines de su ministerio, porque cultivar las facultades todas, moralizar al individuo y transmitirle conocimientos: tales son los fines de la enseñanza, de la verdadera enseñanza, Luz y Caballero (1800-1862)

Asumo lo planteado por Luz y Caballero acerca de los conceptos de instrucción y educación al decir: que la instrucción debe cultivar y moralizar a la vez. Es así como él concibe la verdadera enseñanza.

La instrucción no es lo mismo que educación: aquella se refiere al pensamiento, y esta principalmente a los sentimientos. Sin embargo, no hay una buena educación sin instrucción. Las cualidades morales suben de precio cuando están realzadas por las cualidades inteligentes, Martí . J (1853-1895)

Corroboro lo expresado por Martí ya que define con precisión que la instrucción se refiere al pensamiento y la educación a los sentimientos. No identifica los conceptos como uno sólo, los separa, precisa su diferencia, pero al mismo tiempo establece su unidad.

La  educación e instrucción son cosas bien distintas, educar no es enseñar tan sólo, sino templar el alma para vida. Podemos tener clases perfectamente instruidas y, sin embargo, que no están educadas para sacar provecho y fruto de la enseñanza adquirida,  el autor reconoce la unidad y diferencias entre instrucción y educación, Varona Enrique J, (1849-1933).

En la educación superior cubana, la unidad entre instrucción y educación constituye la idea rectora principal del proceso de formación para lograr que los egresados asuman cabalmente los retos de la época actual y participen activamente en el desarrollo económico y social del país.

En los procesos de desarrollo de estas dos categorías se manifiesta la unidad y lucha de contrarios. La instrucción y la educación son dos fenómenos objetivos que en el proceso de su desarrollo se excluyen y presuponen mutuamente, en su movimiento unas veces se unen y otras se separan. Pestalozzi (1746-1827)  decía que no había educación sin instrucción y que no reconocía como instrucción aquella que no tuviera efectos educativos. En este planteamiento se distingue la formulación primaria de la ley de la unidad de la instrucción y la educación, que fue observada como una regularidad en la formación de las generaciones a lo largo del desarrollo histórico y con ello de la pedagogía como ciencia.

La contradicción planteada se presenta como fundamental en el proceso de instrucción y educación y ha sido la fuente de su movimiento, estos contrarios se excluyen y penetran mutuamente haciendo del desarrollo de la personalidad un proceso complejo y muy dinámico. Partiendo de su naturaleza contradictoria se estudian como fases o etapas de un mismo proceso, el proceso educativo, que sólo alcanza sus objetivos cuando soluciona la contradicción y pasa a un nuevo nivel del desarrollo. Por lo antes planteado es que se afirma, que la ley expresa, no el hecho de que son contrarios sino de su unidad e interacción. La unidad en tal caso es considerada como una concatenación determinada, objetiva y necesaria, entre la instrucción y la educación, como partes componentes del proceso pedagógico. Estas dos partes se encuentran siempre en una determinada relación y actúan constantemente una sobre la otra, Calzado Lahera, D (2002)

La contradicción entre educación e instrucción expresa la correlación objetiva y el nexo entre ellas como tendencia en la evolución del proceso pedagógico social e individual. Esta ley de la unidad de la instrucción y la educación presupone el curso de los diferentes acontecimientos que deben darse entre la instrucción y la educación para lograr la dirección hacia el objetivo estrictamente determinado, del desarrollo de la personalidad con una concepción materialista del mundo, con vastos conocimientos y posibilidades de aplicarlos en la transformación del mundo,  Álvarez Zayas, C. (1999).

Se entiende por calidad en el proceso de instrucción y educación al resultado positivo en la asimilación de conocimientos, habilidades y hábitos en vínculo estrecho con la formación de valores, convicciones, ideales, intereses y su consecuente armonía con la conducta.

La universidad cubana asume la formación integral con la pretensión de forjar valores plenos en los profesionales, potenciar cualidades de alto significado humano, desarrollar su independencia y prepararlos para asumir su educación durante toda la vida. Para eso la formación debe rebasar los límites de lo instructivo al centrar su atención fundamental en el hombre, en el desarrollo de la personalidad, y por tanto en los aspectos significativos, conscientes, de compromiso social, como prioridad principal  Horruitinier, (P. 2006).

En el estudio de la formación integral, resultan claves: la relación que se establece entre la dinámica de los procesos sociales externos, los internos y la que se expresa en el sujeto entre espacio, tiempo y distancias formativas. Estas revelan los niveles de conciencia del sujeto acerca del ritmo de su formación en un período dado, el lugar que ocupa, lo que aporta, comparte y aprende de las relaciones interpersonales socio-educativas que expresan su valoración en relación con los otros.

Los estudiantes deben asumir la responsabilidad social, la capacidad de aplicar y proyectar los conocimientos adquiridos de manera rigurosa y ética en su profesión, en las situaciones de la vida cotidiana, en su contribución a la realización personal y de beneficio social; un profesional capaz de mantener una permanente interrogación sobre su aprendizaje Suárez  y colectivo autores,  (2006).

 

El rasgo característico de la instrucción es la adquisición de conocimientos, el desarrollo de habilidades, mientras que el proceso educativo va dirigido a la formación de cualidades de la personalidad  como son la moral y la conducta.

Analizar las insuficiencias que se presentan en el colectivo con relación a educar a través de la instrucción.

El cumplimiento de los objetivos educativos permitirá que los futuros ingenieros agrónomos desarrollen  entre otros los siguientes valores intrínsicos en la formación de los jóvenes revolucionarios de la Cuba de hoy

  • Responsabilidad en el ejercicio de la Profesión.
  • Respecto a la Profesión.
  • Amor a la Naturaleza.
  • Solidaridad.
  • Honestidad.
  • Patriotismo
  • Internacionalismo.

1.2. Caracterización  del programa de la asignatura Química Orgánica de la Disciplina Química en el proceso de Universalización de la Educación Superior

La enseñanza de la Química para los profesionales de las Ciencias Agrícolas, se constituye una necesidad en tanto aporta a este profesional conocimientos, hábitos y habilidades, necesarios para su ejercicio profesional y estos se convierten en herramientas indispensables para su futuro desempeño profesional. Hasta el año 1974 se hace complejo  conocer como se llevó a cabo la enseñanza de esta materia. A partir de esta fecha hasta el año 1976 se elaboraron programas de tránsito, comunes para varias especialidades, que tuvieron sus bases en el proyecto pedagógico de la Reforma de 1962. En este periodo los programas que se elaboraron mantenían  gran cantidad de volumen de conocimientos de forma teórica, incluyendo la ejercitación, al no existir la concepción de clase práctica, lo cual limitaba el proceso de enseñanza aprendizaje. Es necesario destacar que estos programas fueron elaborados para dar una respuesta urgente a las demandas que el sistema de educación se planteaba en esos momentos. Comienza aquí un periodo de transformación en la Educación Superior Cubana, el cual se ha mantenido hasta la actualidad.

En correspondencia con las Tesis y Resoluciones del Primer Congreso del Partido se crea el Ministerio de Educación Superior en 1976, se constituyeron comisiones nacionales de carrera con el objetivo de elaborar nuevos planes de estudio en este caso el Plan A que  comenzó a aplicarse en el curso 1977-1978. Su concepción estaba basada en el principio de combinación del estudio con el trabajo, en aplicación del principio de unidad de la educación con la vida.

Para el desarrollo del trabajo docente y metodológico se dictó la Resolución Ministerial 220/79 que normaba todo lo concerniente al trabajo docente. En el Capítulo XIV normaba lo relacionado con las prácticas de producción,  en el que se abordaba el principio marxista y martiano de combinar el estudio con el trabajo y la teoría con la práctica, así como los tipos de prácticas.

La citada resolución  constituye el primer antecedente en conceptuar la formación práctica del agrónomo en los primeros años de estudio. A través de ella se establece la práctica de familiarización con un tiempo de duración de cuatro semanas en los primeros años de la carrera. Este tipo de actividad se relacionaba con la carrera propia de cada estudiante, desde los primeros años se vinculaban con aspectos de su futura profesión. Sin embargo, no existía una integración de las asignaturas por lo que su contribución a la formación práctico-profesional era limitada e ineficaz.

Por primera vez se concebía y llevaba al diseño del currículo el principio de la sistematicidad,  este no fue muy atendido por los docentes inhabituados a tal ejercicio- desde la determinación de funciones del profesional hasta objetivos de la formación a nivel de plan de estudio y los programas analíticos de asignaturas, en la selección de los contenidos en cada plano y su relación con los métodos de la enseñanza. Corral, R. (1993:61)

En los primeros momentos estuvo  limitado, ya que en  este periodo los programas de las asignaturas del ciclo básico se elaboraron de forma unificada para las carreras de Forestal, Pecuaria, Agronomía y Veterinaria, Borroto, O. (1983). Lo que no favorecía una adecuada contextualización del sistema de conocimientos de la Química a la profesión.

En la aspiración de brindar una formación práctica al agrónomo, lo diseñado y aplicado en el período 1976-1988 constituye un enfoque más integral y avanzado, aún cuando resulta insuficiente para lograr una sólida formación práctica en los egresados, que  permitiera resolver los problemas en el proceso productivo de la Agricultura. Capó, (P.1988; Torres, A. (1988) y Martínez, (P. 1991). Citado por  Torres, A y Cols (2001)

Las aseveraciones realizadas se constituye en antecedentes para el proceso de caracterización de la integración de los componentes académico, laboral e investigativo para la disciplina Química, que se explicitan a través de la educación desde la instrucción), como el espacio de mayor confluencia entre todos los componentes de referida integración y desde donde se precisan los siguientes indicadores que hacen posible la periodización.

  • Componentes del proceso de enseñanza aprendizaje de la Química con tendencias a la contribución a los modos de actuación profesional.
  • Manifestación contextual de lo académico, lo laboral y lo investigativo.
  • Normativas para la gestión de los componentes académicos, laborales e investigativos para la disciplina Química.

Del análisis histórico de tales indicadores resultaron las siguientes etapas:

Etapa 1 (1990- 1998). Conceptualización de la educación a través de la instrucción en los primeros años de la carrera de Agronomía con enfoque disciplinar.

Etapa 2 (1998-2006). Reconceptualización de la educación a través de la instrucción con enfoque integrador.

Etapa 3 (2006- hasta la actualidad). Intencionalización del carácter integrador de la disciplina con la profesión.

Primera etapa: a partir del curso 1990 – 1991, se establece el Plan C; que respondía a la necesidad de formar un egresado de perfil amplio, precisando objetivos y contenidos en correspondencia con la carrera.

Con vistas a lograr una mayor integración y nivel de sistematicidad en las asignaturas de los planes anteriores, se definió el trabajo con los programas de estudio a nivel de disciplina. La Química como disciplina fue estructurada en cuatro asignaturas Química I, Química II Química III y Bioquímica, dirigidas al dominio de los contenidos imprescindibles para la comprensión del objeto de la profesión.

En los programas de las  asignaturas antes mencionadas no se evidenció una adecuada derivación de objetivos a partir del modelo del profesional, disciplina, asignatura y tema. Sólo tomaba como referente a la propia ciencia, y no la profesión, lo que no evidencia en que medida la apropiación de los contenidos de la asignatura, les permitirían a los estudiantes resolver problemas profesionales.

Los programas no incluían orientaciones metodológicas, lo que dificultó la comprensión de la asignatura en aspectos relacionados con el papel que desempeñaba en la formación del profesional; así como los modos de manifestarse la interrelación de los componentes académico, laboral e investigativo, la especificación de los métodos de enseñanza-aprendizaje, el tratamiento a los programas directores y la comprobación del trabajo independiente en los estudiantes.

Cada tema fue concebido con un objetivo general y en su núcleo, en casi todos los casos la habilidad utilizada era caracterizar, pero no todas las acciones estaban dirigidas al dominio de la misma, además, en su mayoría no se precisaba el nivel de asimilación y cuando se hacía era a nivel reproductivo, de ahí que la evaluación tuvo también esa tendencia.

La estructuración de los contenidos no favoreció completamente su integración. Se declaraba un amplio sistema de conocimientos, que en algunos casos no fue objeto de un riguroso análisis, pues los programas tenían un número elevado de temas y estos en su mayoría desvinculados de la profesión, de escasa relevancia, poco pertinentes y poco aplicables en la solución de problemas profesionales.

Los valores se declaraban en los programas de manera implícita en los objetivos educativos, pero la contribución de cada disciplina a la formación de los mismos quedó limitada,  porque la práctica educativa no se concibió de manera  sistémica.

Se dedicó un mayor número de horas a las actividades prácticas, activando de este modo la labor de los estudiantes en el proceso de enseñanza aprendizaje, pero no se logra por parte de estas, acciones productivas en relación con los conocimientos adquiridos, qué debían hacer con ellos y para qué los necesitaban. La enseñanza establecida de esta manera no permitía confrontar la teoría recibida con la práctica profesional.

Los métodos utilizados estaban determinados por los de la ciencia, siendo estos en su mayoría reproductivos. Las conferencias eran expositivas, con muy poca participación del estudiante; las clases prácticas estaban concebidas con preguntas unas de carácter reproductivo y otras que respondían a algoritmos prefijados en la conferencia y en el caso de los seminarios profundizaban en algunos aspectos relacionados con la especialidad, pero estos también tendían a la reproducción del conocimiento.

Al finalizar cada asignatura se desarrollaba un seminario integrador del contenido relacionado directamente con la especialidad, dentro de los que se encontraban los macro y micro elementos, determinaciones por diferentes métodos analíticos de especies químicas de interés agrícola,  importancia de lípidos, carbohidratos. Los aspectos anteriormente señalados se realizaban desde el punto de vista teórico pero no determinaciones en la práctica. Aunque se abogaba por la introducción de métodos problémicos, su planificación no respondía a las características de los mismos.

Como bibliografía básica se utilizaron los libros editados por el Instituto Superior de Ciencias Agrarias de La Hababa,  hoy Universidad Agraria, que en cierta medida constituían una buena literatura pues parte del sistema de conocimiento era aplicado a la carrera. La puesta en vigor de programas directores como la computación permitió ampliar el sistema bibliográfico, pero dependió fundamentalmente de los profesores para la gestión y preparación de materiales para la docencia. En una primera etapa fue un impedimento por las pocas habilidades que los mismos poseían.

La evaluación mantuvo el carácter reproductivo, pruebas parciales escritas donde comprobaban el nivel de cumplimiento de objetivos por temas y boletas de exámenes (orales) con ejercicios de los diferentes temas, que requerían de gran esfuerzo para su resolución y con escasa aplicación a los modos de actuación del profesional. En el transcurso del programa no siempre se preparaba al estudiante para enfrentarse al examen final,  porque su concepción limitaba  este aspecto. Se comprobaba el desarrollo de habilidades de la asignatura sin tener en cuenta la contribución al desarrollo de habilidades profesionales.

La formación práctica fue conceptualizada en los niveles propedéutico, pre-profesional y profesional, a través de la integración de la docencia-investigación-producción, en los programas de estudio de las disciplinas de los campos de acción y del ejercicio de la profesión. Torres, A. y Cols. (2001).

A pesar de proponerse por primera vez la utilización de la asignatura integradora y definirse su papel en la consecución de los objetivos del año, no se estableció correctamente su carácter disciplinar, o sea se determinaron asignaturas para cumplir dicha misión pero ubicadas en diferentes disciplinas, lo cual no permitió la interconexión vertical de contenidos fundamentales para el modo de actuación del profesional en cada año y nivel.

En el establecimiento de este tipo de actividad no se planificaban, ejecutaban y controlaban de forma armónica y en correspondencia con cada una de las asignaturas del año, el nivel de integración era insuficiente, al no aprovecharse con sistematicidad los conocimientos que aportaban las asignaturas básicas, en función de resolver los problemas de la práctica profesional. Su accionar quedó limitado a lo disciplinar y no con carácter interdisciplinario.

El trabajo investigativo se consideró integrado como un sistema a las actividades académicas y laborales, constituyendo una vía para lograr en los estudiantes el desarrollo de la iniciativa, la independencia cognoscitiva  y la apropiación del método científico, de manera que contribuyera al desarrollo de la creatividad de los estudiantes y propiciara el desarrollo de habilidades para el uso eficiente y actualizado de las fuentes de información, del idioma extranjero y las técnicas de computación. Este debía desarrollarse a través de los trabajos de curso, trabajo de diploma y el trabajo investigativo extracurricular que se organizaban en las disciplinas. MES (1990).

Las actividades investigativas estudiantiles, por lo general, no eran integradas armónicamente a las disciplinas, a las prácticas laborales, ni a los problemas concretos de la producción. Sólo quedaban expresadas a  trabajos extractases relacionados con macro y  micro elementos, compuestos orgánicos de interés Agrícola.

Segunda etapa: En el Plan C perfeccionado (1998) se retoman los aspectos positivos de sus predecesores, reafirmándose el carácter integrador en el proceso de enseñanza – aprendizaje y le da prioridad máxima al cumplimiento de los objetivos por año. Además se enfatiza en la necesaria contribución de la disciplina Química con conocimientos y habilidades a todos los campos de acción del  ingeniero agrónomo y su repercusión en la especialidad mediante la  formación de valores, la concepción científica, el cuidado del medio ambiente y la rama bacteriológica. La disciplina en este plan de estudio quedó estructurada por las asignaturas Química General y Analítica, Química Orgánica y Bioquímica, se disminuyó el número total de horas.

En el componente académico se produjeron cambios significativos en cuanto a la derivación de objetivos, a partir de los generales del modelo del profesional, del año, de la disciplina y asignatura, además se precisa el objeto de la disciplina. Se trabajó en la esencialidad de los contenidos.

A pesar de lograr una mayor integración de la disciplina con las principales integradoras, no se estableció una eficiente contribución de la Química en la formación de habilidades profesionales y continuaron presentándose  insuficiencias en los aspectos metodológicos. Los valores se declaran en cada programa en correspondencia con los establecidos en el modelo del profesional.

Se le prestó mayor interés por la introducción de los métodos productivos en todas las asignaturas y se enfatizó en la  relación estructura – propiedad –aplicación de las sustancias químicas, sobre todo en las actividades prácticas, sin embargo las mismas mantuvieron las características de la etapa anterior. Se incluyen en este periodo la utilización de prácticas virtuales.

Se amplía el sistema bibliográfico con disposiciones en la red de materiales digitales para la docencia (los sitios FTP), se establece el uso de plataformas interactivas como el micro campo, lo cual facilitó en los estudiantes la profundización del sistema de conocimientos y el acceso a la documentación propia de la especialidad para la realización de los seminarios.

El sistema de evaluación mantiene las características de la etapa anterior o sea examen parcial escrito y final oral,  aunque adquiere un carácter más integrador y de sistema, en los que se evidenciaba la relación con las restantes disciplinas de la carrera, pero en alguna medida  mantuvo el carácter reproductivo.

En el componente laboral se retoma la realización de prácticas investigativas laborales, con carácter disciplinar e interdisciplinario y rectoradas por las asignaturas principales integradoras. Se orienta a partir del curso 2000 – 2001, cómo debía  concebirse la evaluación para este tipo de actividad, con objetivos precisos por años y que integraban cada una de las  asignaturas que se impartían. La evaluación de la asignatura integradora debía contemplar los contenidos relacionados con los núcleos teóricos de las asignaturas del año y apoyarse en las estrategias curriculares.

En el componente investigativo, se reafirma lo alcanzado para el “Plan de Estudios C” y se adiciona como elemento nuevo la realización de trabajos de curso en el primero y segundo año, definiéndose para cada año los objetivos a lograr con la actividad científica e investigativa, bajo la dirección de la disciplina principal integradora de la Carrera. Torres, A. (2001).

La concepción de este modelo logra en buena medida  la  articulación de contenidos en años y disciplinas, con un mayor enfoque investigativo. Aumenta la responsabilidad desde los primeros años en la formación progresiva del estudiante desde el punto de vista instructivo y educativo, dotándolo de herramientas necesarias para su futura labor profesional.

En esta etapa se tiende al perfeccionamiento de la integración de los componentes académico-laboral–investigativo a partir de la reconceptualización en las disciplinas integradoras, al nutrirse de rasgos significativos de las básicas, pero continúa algunas inconsistencias relacionados con la contextualización de la integración de los tres componentes en esta disciplina.

Tercera etapa: En esta etapa la presente versión del Plan de estudios “D” se aviene a las exigencias y condiciones socioeconómicas, a la vez que concreta y consolida las concepciones y experiencias acumuladas en el orden  pedagógicos científico- productivo. El plan de estudio estructura la disciplina Química a partir de la  integración de las asignaturas Química General, Química Inorgánica y Analítica, Química Orgánica y Bioquímica, con un total de 280 horas, tomando como premisas esenciales: la imprescindible articulación con la preparación precedente de los estudiantes de las diversas fuentes de ingreso; la satisfacción de los requerimientos de los campos de acción del profesional así como los de la disciplina principal integradora, y la necesaria lógica interna de la disciplina. (MES, 2006)

Una valoración del componente académico evidencia  avances en cuanto a la recurrencia hacia la determinación de la esencialidad del contenido por su integración al objeto de la profesión. De este modo el sistema de conocimientos comprende desde la estructura y las propiedades químicas de los elementos relacionados con los ecosistemas agrícolas, hasta los procesos metabólicos en que intervienen las biomoléculas esenciales para el desarrollo de la vida vegetal y animal, e incluye los aspectos principales de aquellos métodos analíticos de mayor utilización en la caracterización química y físico-química de los ecosistemas.

Se complementan además, con un sistema de habilidades cuidadosamente seleccionados, que no sólo tributa a la disciplina Principal Integradora a través de las disciplinas subsecuentes que se relacionan con los campos de acción, sino que también lo hacen directamente, como por ejemplo a la hora de sustentar científicamente las consecuencias de una tecnología de preparación de suelos inapropiada. Lo que unido al tratamiento adecuado de los valores en cada asignatura, y su concreción en las actividades docentes con carácter intencional, específicamente en las de carácter práctico. Además en esta etapa se perfecciona esta labor con el establecimiento de un  Código de Ética y un modelo para la formación sociohumanista (Guzmán, C. 2009) del futuro profesional de la Agronomía lo que aporta a la esencialidad del contenido.

Continúa la tendencia a la reducción de horas dedicadas a conferencia y mayor número a actividades prácticas. La evaluación adquiere un enfoque más cualitativo e integrador y centrado en el  desempeño de los estudiante

Este componente mantiene alguna de las características de la etapa anterior, aunque se acrecienta como novedad el desarrollo de una conciencia crítica, pensamiento flexible, alternativo, una investigación conciente y dirigida en la búsqueda de soluciones a los problemas detectados en la práctica laboral.

Respecto a las normativas establecidas para este tipo de actividad se dictó una Resolución Ministerial, en la cual se materializa, la integración de los componentes académico.  Resolución Ministerial  (210/2007)

Esta etapa se perfila  al establecimiento consciente de la integración docencia- investigación para las disciplinas básicas con enfoque interdisciplinario.

Del análisis realizado en las tres etapas se establece que

  • · Se desarrolla un proceso de enseñanza de la Química con potencialidades desde su contenido, para educar a través de la instrucción destacando el papel activo del estudiante y la utilización de los recursos didácticos que le aporta esta  disciplina en la solución de los problemas del contexto de actuación.
  • · El desarrollo de una  práctica preprofesional que tributa a los modos de actuación con una visión interdisciplinario, que tiende a la integración de lo académico, lo laboral y lo investigativo como  vía de solución a los problemas de la profesión.
  • · A pesar de estas proyecciones del Plan de estudio D,  aún persisten insuficiencias que limitan la integración con las asignaturas del año y afectan como consecuencia de ello la formación profesional.

Se coincide con Cedeño, B. 1999) cuando plantea que en toda actividad agraria se  modifican las características de cada uno de los factores que intervienen en sentido positivo, de acuerdo con los resultados que se quieren obtener en la producción, lo que se consigue con la aplicación de técnicas agrícolas y zootécnicas, que permiten modificar el suelo en sus aspectos físicos, químicos y biológicos a través de las labores para su preparación, cultivo, fertilización, inoculación, entre otras.

El estudiante de agronomía tiene la posibilidad de realizar acciones planificadas sobre la naturaleza, dirigidas a la satisfacción de sus necesidades y solucionar dificultades presentes en la práctica. Resultado de lo cual, regula el intercambio de sustancias entre sí y la naturaleza. A la sustancia de la naturaleza él mismo se contrapone como fuerza de la naturaleza (Marx, C. 1973: 189), se transforma la realidad  en la interacción sujeto–objeto, entendido este último como aquella región que el hombre transforma con su acción.

La práctica investigativo-laboral cobra significado para los estudiantes cuando los mismos son participantes del proceso y en su accionar se transforma en entes de cambio, aportando soluciones concretas en su eslabón base. En este proceso de interrelaciones en la actividad se destacan tres dimensiones: la práctica, la cognoscitiva y la valorativa. (Pupo, R. 1990) Se coincide con Blanco, A. (2001) en lo relativo a proporcionar espacio para concepción y desarrollo de la comunidad universitaria, donde el estudiante recibe sistemáticamente influencias sociales inmediatas, las asimila y refleja y en su entorno se encuentran potencialidades educativas para la autotransformación y desarrollo de este como personalidad.

Investigadores como  Vygotski L. S. (1960) y algunos seguidores Leontiev , N (1981),  Talízina, F (1985), Galperin, Y. (1986); Davidov ,V. (1986)  expresan que las funciones psíquicas superiores tienen un origen histórico social y que nacen de las interacciones en el proceso de comunicación entre las personas, por lo tanto, consideran el aprendizaje como un proceso de apropiación de la experiencia histórico social, a través del cual el individuo deviene personalidad, mediante la actividad y la comunicación que establece con sus semejantes.

El proceso educativo y de transformación sólo se hará de manera consciente si el estudiante siente la necesidad de transformar el objeto. En este sentido el estudiante experimenta un complejo proceso psicológico de motivación en virtud del cual se ve compulsado a actuar, buscando las vías o caminos que lo conduzcan a la solución del problema concreto. Por tanto para lograr un aprendizaje desarrollador del agrónomo se requiere un sistema de motivaciones, constituyendo esta categoría otro importante sustento en el orden psicológico. Investigadores cubanos como González, F. (1995); González, V. (2003); Matos, Z. (2003), Del Pino, J. (2004) señalan  la importancia de la misma en el desarrollo hacia el aprendizaje, constituye la fuente de la que surgen de manera constante los nuevos motivos para aprender, y la necesidad de realizar aprendizajes permanentes a lo largo de la vida.

Desde la pedagogía se constituye referente  el principio marxista-leninista y martiano de vincular el estudio con el trabajo, que en la actual concepción deviene idea rectora. La esencia de este principio en la carrera de agronomía consiste en garantizar, desde el currículo, el dominio de los modos de actuación profesional, de las competencias para asegurar la formación de un profesional apto para su desempeño en la sociedad Horrutinier, (P. 2006).

Investigadores tales como Álvarez, R. (1997), Álvarez, C. (1999), Horrutinier, P. (1995,2006), Addine, F. (2004) y Fuentes, H. (1999, 2007),  destacan la importancia, en su relación sistémica, de estas  categorías del proceso de enseñaza aprendizaje. En sentido general apuntan a que este proceso es uno en su totalidad y que la  dialéctica está  en las interrelaciones entre ellos. Su separación conduce a errores metodológicos y prácticos.

Se asume las concepciones los componentes abordados por Álvarez, C. 1999  el cual plantea que en correspondencia con la medida en que el proceso docente-educativo se acerca a la actividad laboral, a la vida, este se puede clasificar en: de carácter académico, de carácter laboral o de carácter investigativo.

Carácter académico: prima el contenido abstracto, modelado, simulado y el proceso docente se desarrolla fundamentalmente en forma de clases y, por lo general, en una institución docente.

Carácter laboral: el contenido es el propio de la actividad de la producción y los servicios, y el proceso se desarrolla mediante la forma práctica laboral y, por lo general, en las unidades laborales o en aras de la solución de los problemas propios de esas unidades.

Carácter investigativo: el contenido fundamental es el consustancial de la actividad científico-investigativa que se convierte en el instrumento fundamental para la solución de los problemas y se desarrolla en la forma de trabajo investigativo de los estudiantes.

Se concuerda con Zepeda, J y Lacki, P. (2003) cuando plantea que además de los conocimientos, es necesario que el profesional de ciencias agrícolas adquiera durante su formación, las habilidades que le permitan la comprensión y manipulación de los complejos fenómenos biológicos, económicos, sociales y culturales que interactúan con el proceso de producción agropecuaria y que en cierta medida pueden determinarlo mediante la investigación.  Además, se asume a los efectos del trabajo lo planteado por Addine. F (2004) que en la dinámica de la integración de los componentes es necesario el perfeccionamiento continuo y acelerado del investigativo, por cuanto es el que determina la preparación de los estudiantes para diagnosticar y resolver los múltiples problemas que se enfrentan en la producción.

La concepción epistemológica del proceso educativo de los estudiantes universitarios cubanos está condicionada por las relaciones entre la universidad y la empresa por lo que se parte de los presupuestos de destacados pedagogos  como, Álvarez, C. (1999), Fuentes, H. (1999, 2007), Addine F. (1996, 2004), Batista G. (2004), Hurrutinier, P. (1995, 2006) entre otros, cuyas ideas han enriquecido la didáctica de este proceso, estableciendo leyes y principios que lo rigen destacándose:

El vínculo de la escuela con la vida, el principio de vinculación del estudio con el trabajo, destacando en este sentido la significación de la educación como proceso de relaciones sociales, la unidad de la teoría con la práctica, el proceso docente – educativo dirigido a la identificación y solución de problemas profesionales reales de la producción, los servicios y la comunidad y el proceso de profesionalización temprana, dirigido al desarrollo de los modos de actuación del futuro profesional.

Los estudiantes deben comprender el origen de las ciencias básicas y sus implicaciones en el desarrollo agrícola del país. Además, deben asumir un rol activo durante la solución de los problemas que les permita el establecimiento de las relaciones interdisciplinarias durante el estudio de los fenómenos naturales, asumiendo a las ciencias básicas no como un sistema de conocimientos científicos.

La asignatura es una de las integrantes de la disciplina de Química, la misma contribuye a ampliar los conocimientos teóricos y prácticos que le servirán de base al futuro profesional.  La tipología de clase que se establece es la clase encuentro, por lo que se dedicarán esencialmente a brindar la base orientadora tanto para acceder al conocimiento como para el trabajo independiente, además se incluye la práctica laboral investigativa y  las prácticas de laboratorio.  Se recomienda utilizar situaciones problémicas como vía fundamental para la motivación de las actividades docentes y en aras de insertar a los estudiantes en el objeto de su profesión.

En esta asignatura se comienza por el estudio de las funciones orgánicas simple y sus reacciones más importantes relacionadas con los procesos biológicos, y se recomienda abordar principalmente los mecanismos de las reacciones de adición, las de sustitución y los procesos de oxidación. Con toda esa base se abordarán las macromoléculas (lípidos, carbohidratos, compuestos nitrogenados) de mayor interés para la Bioquímica y demás disciplinas de los campos de acción del profesional.

Para lograr el cumplimiento de los objetivos del programa debe garantizarse una adecuada orientación previa del estudiante que dé la posibilidad de realizar la auto preparación exigida. Específicamente en cuanto a la experimentación se recomienda emplear la virtualización para determinados ensayos de laboratorio o prácticas íntegras, procurando que todas las temáticas principales de la asignatura tengan al menos una actividad experimental.

La Práctica investigativa se desarrolla dentro de los temas propios de la asignatura como complemento de la formación teórica y su vinculación con la asignatura Principal Integradora del Segundo Año, aprovechando las potencialidades productivas que brinda cada localidad donde están  las sedes universitarias, para lo cual se deben  utilizar  guías para una adecuada orientación del estudiante a la actividad a desarrollar, vinculadas al modo de actuación del futuro profesional.

Valores que forman en la asignatura:

En la asignatura se forman los valores.

  • Culturales. (ecológicos, científicos, estéticos, comunicación social).
  • Éticos.(espíritu critico, sinceridad, deber.)
  • Económicos (profesionalismo y responsabilidad)

Mediante el conocimiento de los fenómenos y procesos químicos que se ponen de manifiesto en los sistemas de producción agropecuario sobre la base de la composición, estructura, propiedades y funciones de las sustancia, así como las leyes y teorías que rigen sus transformaciones e interacciones con el medio y los métodos de los análisis y experimentación, logrado con gran sentido de responsabilidad, sinceridad, espíritu crítico, a través de la comunicación social.

Sistema de evaluación:

  • Ø Frecuentes: Comprobación del cumplimiento de los objetivos específicos propuestos de las diferentes actividades docentes, mediante (PE, PO Y PL)
  • Ø Parciales: Comprobación del cumplimiento de los objetivos específicos de los temas I ,II y III, IV mediante pruebas parciales.
  • Ø Final: Examen final oral. Incluye todos los temas abordados en el semestre.

Bibliografía:

Manual de Química Orgánica para estudiantes de Ciencias Agropecuarias. M. Irene Balbín y col. ISCAH.

Consulta:

Química Orgánica. Morrison Boyd. Cualquiera de las ediciones.

En la carrera de ingeniería agrónoma la disciplina de Química se imparte en primer y segundo  año, la misma cuenta con las asignaturas de Química General, Química Inorgánica y Analítica, Química Orgánica y Bioquímica.  Atendiendo a los aspectos valorados con un enfoque crítico realizado a la disciplina, se determina que en la misma aparecen logros inicialmente y deficiencias posteriormente.

Una vez que se ha hecho el análisis del programa de la disciplina y la experiencia de la autora por más de 10 años en la Educación Superior se procede entonces al análisis crítico del programa analítico de la asignatura, donde se plantean los principales logros e insuficiencias detectadas en el programa de la asignatura Química Orgánica en la Carrera de Ingeniería Agrónoma. En la misma se redactan correctamente los objetivos, sistema de conocimientos, sistema de habilidades, los valores a formar, las bibliografías, sin embargo no ofrece las vías de cómo se forman los valores y los relación de los objetivos con la vinculación de los contenidos de la profesión, por lo que ofrecemos una propuesta didáctica para educar a través de la instrucción, donde se relacionan los contenidos  que aporta la asignatura vinculando con la obra de Martí, Fidel y temas de la actualidad.

Conclusiones del capitulo I:

  • Los fundamentos teóricos establecidos constituyen el soporte teórico sobre el cual se sustenta la propuesta de recomendaciones  para educar a través de la instrucción.
  • Las vías de integración promueven la articulación entre las formas de organización de los componentes académicos, laboral e investigativo en torno a las relaciones que se establecen entre la disciplina de Química y su vínculo con la profesión, mostrando las deficiencias y logros que ofrecen los programas de la disciplina, en especial Química Orgánica.

CAPÍTULO 2: PROPUESTA DIDÁCTICA PARA EDUCAR A TRAVÉS LA INSTRUCCIÓN DESDELA QUÍMICA ORGÁNICA EN LA CARRERA DE AGRONOMÍA EN EL PROCESO DE UNIVERSALIZACIÓN.

En el capítulo se precisa la propuesta para educar a través de la instrucción en aras de brindar solución al problema planteado, se describen algunos momentos educativos para desarrollar los diferentes contenidos planificados en el programa de la asignatura, así como un análisis de factibilidad en la aplicación de las mismas en el proceso de enseñanza aprendizaje de la disciplina Química, para la carrera de Ingeniería Agrónoma.

2.1. Fundamentación de la propuesta didáctica al docente para educar a través de la     instrucción en la  asignatura de Química Orgánica de la carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de universalización de la Educación Superior.

Para los efectos del presente trabajo  la propuesta  de recomendaciones se aplica en el segundo año  de la carrera donde se imparten las asignaturas Química Orgánica y Bioquímica.

La Química Orgánica  es la que estudia los compuestos del carbono, su estructura y sus transformaciones químicas, sienta las bases para el estudio de la Bioquímica, Fisiología, Ciencias del Suelo y el vínculo con otras disciplinas durante el desarrollo de toda la carrera, crea la base de conceptos, métodos y habilidades imprescindibles para el cumplimiento de los objetivos propios y del resto de las asignaturas de la disciplina.

La propuesta está diseñada de manera que facilite el descubrimiento, iniciativa, creatividad e independencia en la solución de los problemas detectados lo que propicia el logro de un profesional transformador, capaz de influir en la transformación de  la realidad y ser reflexivo desde una práctica creativa.

La propuesta didáctica tiene las características siguientes son objetivas ya que  se concibieron a partir de las potencialidades y necesidades de los docentes, flexibles por el ordenamiento de las vías y contenidos se corresponde con las características del colectivo docente y contextualizadas ya que se corresponden con los objetivos que se aspiran a lograr en la preparación de los docentes en el contexto de la preparación metodológica.

La propuesta didáctica, se fundamenta en la concepción pedagógica histórico-cultural de L.S. Vigotski (1896-1934) el cual considera el desarrollo integral de la personalidad del estudiante, y las teorías del aprendizaje del movimiento en forma dinámica abordadas por Kurt Meinel (1977), Roberto Hernández Corvo (1987) y Jean Le Boulch (1991). La primera, se propone incentivar, potenciar y desarrollar la actividad independiente, en la búsqueda y construcción de nuevos conocimientos, la formación de valores y sentimientos de los estudiantes.

Las concepciones de los autores restantes, coinciden al plantear que el movimiento debe estudiarse en la dialéctica de sus relaciones con el medio. Además esta propuesta se estructuró teniendo en cuenta la experiencia alcanzada por la autora para educar a través de la instrucción en la asignatura de Química Orgánica, de la carrera de agronomía en el proceso de universalización, utilizando la obra martiana, las ideas de Fidel, la historia de la profesión, así como temas de la actualidad,  las potencialidades que ofrecen estos para desarrollar el proceso docente educativo con un enfoque laboral y multidisciplinario.

Las principales características de la propuesta diseñada, están contenidas en los elementos siguientes:

1. Integrada por un conjunto de recomendaciones, para que los docentes  ejecuten mediante el trabajo, la educación a través de la instrucción.

2. Su organización tiene como base la estructura lógica de los contenidos  de Química Orgánica en la carrera de Agronomía en el proceso de universalización.

3. Existencia de un ordenamiento jerárquico, entre recomendaciones, determinado por su nivel de precedencia, complejidad y grado de generalización.

4. La propuesta constituye una unidad, persiguiendo objetivos determinados, que solo se pueden lograr mediante el desarrollo de todas ellas.

5. Integra los contenidos de la asignatura Química Orgánica en la carrera de Agronomía, correspondiente a la disciplina Química.

6. Debe ser adaptada a las condiciones concreta del grupo en que se aplique manteniendo los principios que la rigen, puede ser constantemente perfeccionada.

La dimensión educativa desde la instrucción analizada mediante la concepción pedagógica del enfoque histórico cultural, en el proceso de enseñanza aprendizaje, favorece la comprensión acerca de que el principio de la unidad de lo instructivo y lo educativo se logra verdaderamente cuando se aprovechan todas las posibilidades educativas de las diferentes actividades en que se involucra al estudiante, desde un nuevo contenido hasta una situación coyuntural de la vida cotidiana. Todo lo que encierre una acción perspectiva axiológica, donde el estudiante pueda adoptar una actitud transformadora, no sólo en el orden cognitivo, sino también en el afectivo- valorativo y comportamental.

Para la planificación de la propuesta se tiene en cuenta el contenido propio de la asignatura, así como la relación horizontal y vertical de las asignaturas del año y la carrera. En cada una de los momentos educativos se precisa esta relación. Por tanto aspecto distintivo es el papel de los docentes  para influir de manera cohesionada en la transformación de los estudiantes. De ahí que  la solución de las tareas no sea netamente de la disciplina sino que en la misma se establecen relaciones interdisciplinarias.

La propuesta tienen la siguiente estructura: como momento instructivo se plantea el tema, objetivo, sistema de conocimientos, valores y se proponen momentos educativos que permitan la actualización de los temas de actualidad, la obra martiana, las ideas de Fidel, la historia de la profesión, entre otras.

En el desarrollo se ejecutan una secuencia de los momentos educativos a desarrollar de forma  concretas, con el objetivo de lograr las transformaciones necesarias en el proceso de aprendizaje de los estudiantes para que sean capaces de aplicar los conocimientos teóricos recibidos en la Química en la solución de problemas profesionales.

2. 2. Elaboración de la propuesta didáctica para educar desde la instrucción en la asignatura de química orgánica en la carrera de agronomía en el proceso de universalización.

Esta propuesta parte de las deficiencias presentadas por los docentes que imparten la asignatura de Química Orgánica en el proceso de universalización de la Educación Superior para educar a través de la instrucción y  enfrentar las actividades que permitan vincular los contenidos con la agricultura, utilizando la teoría martiana y temas de la actualidad.

Se parte del análisis de la propuesta  didáctica al docente para educar a través de la instrucción en la  asignatura de Química Orgánica de la carrera de Ingeniería Agrónoma en el proceso de universalización de la Educación Superior.

Mediante los instrumentos aplicados pudimos comprobar que las insuficiencias detectadas nos sirvieron de base para proponer lo siguiente:

Propuesta de recomendaciones: después de estudiada y consultada la bibliografía orientada con la utilización de las TIC, la experiencia de la autora, teniendo en cuenta el criterio de especialistas (ver anexo I), así como los resultados alcanzados por los docentes que imparten las disciplina de Química en el proceso de universalización en la Filial Universitaria Municipal de Manatí, se propone a los docentes los siguientes momentos educativos, en aras de perfeccionar las actividades en el proceso docente educativo:

Tema #1. Hidrocarburos.

Objetivo: Caracterizar los  hidrocarburos basándose en la relación  estructura –propiedad –función a un nivel reproductivo-aplicativo.

Contenido

La Química Orgánica y los compuestos del carbono. Función orgánica y grupo funcional. Hidrocarburos alifáticos. Alcanos y Alquenos. Nomenclatura. Isomería. Estructura. Propiedades físicas. Propiedades químicas: Reacción de halogenación de alcanos. Agente electrofílico. Reacciones de adición en alquenos: Hidratación. Halogenación. Hidrogenación y con haluros de hidrógeno. Mecanismo de adición electrofílica. Oxidación de Alcanos y Alquenos. Hidrocarburos Aromáticos: Benceno y homólogos. Reacción de sustitución electrofílica: halogenación, nitración y sulfonación.  Mecanismo. Orientación y reactividad en dependencia de un sustituyente. Oxidación.

Valores:

  • Culturales. (ecológicos, científicos, estéticos, comunicación social).
  • Éticos. (espíritu critico, sinceridad, deber.)
  • Económicos (profesionalismo y responsabilidad)

Momento educativo:

Los hidrocarburos son los compuestos orgánicos más simples que contienen  solo carbono e hidrógeno enlazados entre sí, demostrado por Lavoisier (1772-1777), desarrollando su esquema de análisis por combustión, perfeccionado posteriormente por Idobig  (1831), verificándose las reacciones donde se forma CO2 y agua, estos se conocen también como petrolatos de carbono.  Martí en la revista La América se refirió  a que la  intervención humana en la Naturaleza  acelera, o detiene la obra de esta y que toda la Historia es solamente la narración del trabajo de ajuste, y los combates, entre la Naturaleza extrahumana y la Naturaleza humana, exponiendo uno de los elementos conceptuales que constituye hoy un de los aspectos básicos de los ecosistemas: la decisiva influencia del hombre sobre el medio ambiente.

Nuestro Comandante en el acto por el aniversario 60 de su ingreso a la Universidad, efectuado en el Aula Magna de la Universidad de la Habana, el 17 de noviembre de 2005 se refirió a que  hoy la especie  humana está en un real y verdadero peligro de extinción, y que nadie puede asegurar a que sobreviva a ese peligro.

Preguntar:

¿Qué relación presentan los hidrocarburos con  la sociedad y la naturaleza?

¿Qué consecuencias trae la contaminación del medio ambiente para los suelos y las fuentes de agua?

¿Qué consecuencias tiene para la salud humana y animal el  monóxido de carbono que se  encuentra en el medio ambiente para el transporte de oxígeno en la sangre?

Tema #2: Compuestos Orgánicos Oxigenados.

Objetivo: Caracterizar los compuestos orgánicos oxigenados, así como las reacciones típicas en cada grupo funcional; basándose en las propiedades derivadas de su estructura.

Sistema de Conocimiento.

Alcoholes alifáticos  saturados. Nomenclatura. Isomería. Propiedades físicas y químicas. Carácter anfótero. Mecanismo de sustitución nucleofílica. Reacción de esterificación. Deshidratación. Oxidación. Alcoholes polihidroxilados. Glicerina. Propiedades físicas y químicas. Fenoles. Estructura. Propiedades químicas. Carácter ácido. Reacciones de sustitución en el anillo. Polifenoles. Aldehídos y cetonas. Estructura. Tautomería. Nomenclatura. Isomería. Propiedades físicas y químicas. Reacciones de adición simple y compleja. Mecanismo de la reacción de adición simple. Carácter reductor. Quininas. Ácidos carboxílicos. Estructura. Nomenclatura. Isomería. Propiedades físicas y químicas. Carácter ácido. Descarboxilación. Reacción con alcoholes y tioles. Propiedades de los ésteres. Hidrólisis. Ácidos polifuncionales.

Valores:

  • Culturales. (ecológicos, científicos, estéticos, comunicación social).
  • Éticos. (espíritu critico, sinceridad, deber.)
  • Económicos (profesionalismo y responsabilidad)

Momento educativo:

Los compuestos  Orgánicos Oxigenados están constituidos por carbono, hidrógeno y oxígeno llamados alcoholes y fenoles, se incluyen los aldehídos, cetonas y ácidos carboxilícos, varios de ellos se obtienen por fermentación, ejemplo el alcohol etílico a partir del almidón de papa, arroz, maíz u otros granos. El ateromixol (PPG), es obtenido en Cuba como producto secundario a partir de la cera de la caña de azúcar, el mismo reduce los niveles séricos de colesterol., José Martí, figura extraordinaria de todos los tiempos planteó que el comercio con la naturaleza hermosea, fortalece, y dignifica y que de un pueblo de agricultores no se hará nunca un rebaño, por lo que las  ciudades son la mente de las naciones; pero su corazón donde se agrupa, y  de donde  se reparte la sangre, está en los campos, estos aspectos pueden combinarse armoniosamente con el tema de la carrera donde se le brindan al estudiante los componentes y el perfil de la misma, significando su  importancia  en la defensa de los principios de la sociedad socialista que hemos construido, apoyándose en los contenidos que aporta la asignatura de Química y  el vínculo de la misma con la profesión, formando valores como el profesionalismo y la responsabilidad.

Preguntar:

¿Qué es lo que le da el sabor agrio al limón?

¿Conoce usted a qué función orgánica pertenece la aspirina?

¿Será posible mediante los procesos químicos que ocurren en los organismos vivos obtener ácido etanoico a partir de un hidrocarburo (eteno)?

Tema 3. Compuestos orgánicos bioenergéticos.

Objetivo: Caracterizar, considerando la reacción composición- estructura- funciones fundamentales, los compuestos bioenergéticos de importancia  agropecuaria empleando métodos cualitativos a un nivel reproductivo.

Sistema de Conocimiento.

Carbohidratos. Clasificación. Monosacáridos. Nomenclatura. Estereoisomería. Ciclización. Mutarrotación. Propiedades químicas. Enolización. Reacciones por el grupo carbonilo: Adición, Reducción, Oxidación. Reacciones por el grupo hidroxilo: Fosforilación. Disacáridos reductores y no reductores; Maltosa, celobiosa, lactosa y sacarosa. Polisacáridos. Almidón, Glucógeno y Celulosa.

Valores:

  • Culturales. (ecológicos, científicos, estéticos, comunicación social).
  • Éticos. (espíritu critico, sinceridad, deber.)
  • Económicos (profesionalismo y responsabilidad)

Momento educativo:

Los compuestos bioenergéticos se encuentran ampliamente distribuidos en la naturaleza y están compuestos pos carbono, hidrógeno y oxígeno, se conocen como carbohidratos o azucares simples, con relación  a ellos Martí  escribió que no se trata de  comer bien ni comer ricamente, sino comer cosas sanas bien condimentadas, siendo una necesidad primera para el buen mantenimiento de la salud del cuerpo y de la mente y que hoy la angustia con se vive en todas las partes del mundo en la época en que nos ha tocado existir, hace más necesario que nunca la reparación inmediata y cuidadosa de las fuerzas en grado mayor que en ninguna otra época se pierden, de ahí que  el Ingeniero Agrónomo conozca que los carbohidratos son formados por las plantas con la liberación de oxígeno y la captación de la energía solar, a ellos pertenece el almidón, que es el principal compuesto que se almacena como  reserva energética en los tubérculos como la papa, las raíces tuberosas como la yuca y granos como el arroz y el maíz.

Acerca del agricultor se refirió a que el cultiva la tierra  necesita conocer la naturaleza, las enfermedades, los caprichos, las travesuras  mismas de las plantas para dirigir  el cultivo de modo de aprovechar  las fuerzas vegetales  y evitar  sus  extravíos. Ya que los carbohidratos son los compuestos  más esenciales en la nutrición y son los destinados a proporcionar energía aunque, cuando faltan en el organismo, se utilizan las grasas o las proteínas para suplir esta necesidad, en las plantas y en algunos animales sirven como constituyentes en los tejidos de soporte, así mismo son compuestos de gran importancia en la fabricación del papel, la construcción de casa y muebles con celulosa en forma de madera, en fin abarcan las más variadas ramas industriales, podemos enumerar, además de las ya mencionadas, la del alcohol, la fotográfica, de lacas y pinturas, de explosivos, de fibras sintéticas, plásticos y por supuesto la más importante para nuestro país desde el punto de vista económico, la industria azucarera.  Pigman y Horton  (1972) dan una de las definiciones más amplias de los carbohidratos, denominándolos: sustancias compuestas de los polihidroxi‑aldehidos, ‑cetonas, alcoholes, ácidos, sus derivados sencillos y sus polímeros que tienen enlaces poliméricos del tipo acetal. Los carbohidratos son formados por la planta con la liberación de oxígeno y la captación de la energía solar.

Preguntar:

¿Por qué los dietéticos en Cuba recomiendan la malanga como alimento por excelencia para niños, ancianos y personas con trastornos digestivos?

¿Por qué podemos afirmar que los carbohidratos juegan un importante papel en la alimentación humana y animal?

¿Qué importancia consideras usted que tienen los carbohidratos en las industrias de nuestro país?

Tema 4. Compuestos  Nitrogenados.

Objetivo: Caracterizar los principales compuestos nitrogenados de importancia agropecuaria considerando la relación composición- estructura- función, a un nivel reproductivo.

Sistema de Conocimiento.

Aminas alifáticas saturadas. Estructura. Clasificación. Nomenclatura. Propiedades químicas: carácter básico. Amidas. Estructura. Propiedades químicas: Hidrólisis. Urea. Estructura. Propiedades químicas: carácter básico e hidrólisis. Pirrol. Estructura. Anillo porfirínico. Estructura de la clorofila. Grupo hemo. Pirimidina. Imidazol y purinas. Estructura. Nucleósidos y nucleótidos. Ácidos nucleicos. Composición química y estructura. Desnaturalización.  Aminoácidos. Significación biológica. Clasificación. Nomenclatura. Estructura. Propiedades físicas y químicas. Péptidos. Características estructurales. Proteínas. Clasificación. Estructura primaria, secundaria, terciaria y cuaternaria. Desnaturalización. Propiedades físicas y  químicas.

Valores:

  • Culturales. (ecológicos, científicos, estéticos, comunicación social).
  • Éticos. (espíritu critico, sinceridad, deber.)
  • Económicos (profesionalismo y responsabilidad)

Momento educativo

Los compuestos nitrogenados son los que están formados por carbono, hidrógeno, oxígeno y se incluye un nuevo elemento el nitrógeno, con relación al mismo referirnos a Martí cuando decía que   no hay que creer  que  todo abono que se recomienda es bueno, porque cada  puñado de tierra tiene su  constitución propia, y parece  que le conviene a la Martinica, no estará bien en la isla de Trinidad, pues la sangre es buen abono. La urea constituye uno de los productos finales del metabolismo de las sustancias nitrogenadas, se utiliza como fertilizante por el alto contenido de nitrógeno asimilable, que contiene y constituye la fuente natural de nitrógeno en la formación de albúminas vegetales, además es usado como complemento proteínico en forrajes para la alimentación del ganado.

Existen muchas variantes a utilizar el contenido del tema para educar desde la instrucción, por ejemplo las Reflexiones de compañero Fidel al referirse al   invierno nuclear y la paz, donde se analiza la teoría del invierno nuclear, desarrollada y llevada al nivel actual por el eminente al investigador y profesor de la Universidad de Rutgers, New Jersey, Dr. Alan Robock, pues el uso de las armas nucleares en caso de un ataque total contra un enemigo sería una acción suicida debido al frío y la oscuridad anómalos provocados por el humo proveniente de los fuegos generados por la bomba, . Si tenemos en cuenta que la clorofila es el pigmento que da color verde a los vegetales, su función es de catalizador, la misma se encarga de absorber la luz necesaria, sobre todo la luz roja y azul y refleja la verde.

Preguntar:

¿Sabías que los abonos orgánicos tienen su origen desde que surgió la agricultura cuando aún no existían los fertilizantes químicos?.

¿Considera usted que el uso de abonos orgánicos supera los resultados en la agricultura  con relación a los productos químicos? ¿Por qué?

¿En cuál proceso importante que ocurre en la naturaleza está presente la clorofila?

Esta propuesta ofrece una idea al docente universitario acerca de las vías concretas para educar desde la instrucción en la asignatura de Química Orgánica, en la carrera de Ingeniería Agrónoma, en el proceso de universalización, las que además, deben tener un efecto motivador en la autogestión del conocimiento por los estudiantes, en función de lograr la formación  integral, con altos valores morales y profesionales.

2.3. Valoración de  los resultados de la propuesta didáctica para educar desde la instrucción en la química orgánica en la carrera de agronomía en el proceso de universalización.

A partir de la implementación de la propuesta  para la preparación metodológica de educar a través de la instrucción como parte del trabajo político ideológico, se pudo constatar la efectividad de la misma. La valoración  de la propuesta didáctica tuvo como premisa el análisis de los resultados de diferentes instrumentos aplicados como la observación participativa, entrevistas abiertas a profesores, directivos y estudiantes, encuestas, revisión de documentos y criterios de expertos   que permitieron constatar el estado de partida de los docentes , relacionado con la educación a través de la instrucción comprobando  que los estudiantes presentan deficiencias en el vínculo de los contenidos que ofrece la asignatura para la formación integral del profesional. Los cursos son por encuentros una vez a la semana, las principales actividades que se desarrollan son las clases encuentros y laboratorios virtuales. La valoración se llevó a cabo durante el proceso de universalización en la Filial Universitaria Municipal de Manatí, Universidad de Las Tunas. Primeramente se realizó un diagnóstico a los docentes que imparten la disciplina durante el proceso de universalización donde se realizaron encuestas (ver anexos), de cuatro profesores encuestados solo uno que representa el 25% del claustro mostró claridez e independencia en el proceso docente educativo, sin necesidad de realizar cambios en los contenidos que se ofrecen en la disciplina.

Los docentes reconocieron  las insuficiencias que poseen en el vínculo de los contenidos de la disciplina con la profesión, como parte del trabajo político ideológico y la metodología para su aprendizaje, así como la necesidad imperiosa de superarse de forma individual y colectiva para aplicarlo en su labor profesional

Se visitaron clases donde se pudo apreciar un salto cualitativo en habilidades como la contextualización de conocimientos, comprobándose lo anterior en el desempeño de la práctica pedagógica, donde la mayoría de los docentes lograron contextualizar los contenidos históricos,  así también se pudo evaluar de positivo el aprovechamiento de las potencialidades del contenido como parte del trabajo político ideológico, que incidió en la formación de valores en los estudiantes desde un acercamiento a la obra martiana y a nuestras raíces, incluso a lo más cercano y vivencial para ellos, con testimonios llenos de emotividad que suscitaron emociones y despertaron en los estudiantes sentimientos de patriotismo y de pertenencia al lugar en que les tocó nacer y vivir.

Se mostraron clases abiertas que sirvieron de demostración pero a la vez de control sobre la forma en que lo aprendido a través de la educación desde la instrucción  había sido aplicado, pudiéndose comprobar en la práctica el logro de un aprendizaje desarrollador a partir de un dominio por parte de lo docentes de los contenidos y su vínculo con la obra martiana, ideas de Fidel,  temas de la actualidad  y la historia de la profesión,  que le permitan el debate y la reflexión, donde los estudiantes se sientan protagonistas en la búsqueda del conocimiento aprovechando sus potencialidades en crecimiento educativo (Ver  anexo III) .

Los docentes manifiestan que con la puesta en práctica de esta propuesta se sienten protagonistas en la búsqueda del conocimiento y poseen más claridad y mayor dominio de lo que se quiere  lograr y cómo hacerlo, al ofrecerles durante los espacios de preparación contenido y metodología para efectuar el trabajo educativo, aprendieron a interactuar con el contenido de la asignatura y la historia del profesional, aplicándolo a lo vivencial, emotivo y afectivo, a través de la labor educativa.

Con la implementación de la propuesta de carácter objetiva, flexible y contenidos históricos como parte del trabajo político ideológico, no obstante se considera importante continuar incluyendo acciones en los próximos cursos que permitan la consolidación, sistematización y actualización de lo aprendido. Lo que permitió arribar a las siguientes regularidades:

  • Se incrementó la motivación y la socialización en el proceso de la preparación político ideológico en los docentes de la disciplina Química en la Educación Superior en el proceso de universalización.
  • Los docentes manifestaron mayor confianza y perseverancia en la búsqueda del conocimiento, como resultado de los encuentros metodológicos efectuados durante la preparación política para establecer la relación entre lo fáctico y lógico, causal y temporal.
  • Los docentes se muestran mejor preparados en la utilización del  método para educar desde la instrucción que les permitan el desarrollo de habilidades en la búsqueda del conocimiento, en la profundización de la bibliografía actualizada, la utilización de medios como la obra de Martí y Fidel.
  • La participación activa en las actividades desarrolladas, permitió que se ganara en que los docentes perfeccionaran en alguna medida su desempeño profesional.
  • Se evidenció en los docentes creatividad en la planificación de los contenidos de la asignatura, como parte del trabajo político ideológico para su mejor comprensión y asimilación.

 

Conclusiones del capítulo 2

Las conclusiones parciales de este capítulo estuvieron dirigidas a la propuesta didáctica de educar a través de la instrucción en el proceso de universalización, desde la Química, en la carrera de ingeniería agrónoma para contribuir ala formación integral del profesional:

  • La Química por las potencialidades que brinda sus contenidos, ofrece la posibilidad de formar agrónomos capaces de tomar conciencia de su medio ambiente y de adquirir experiencia, formar valores que les permita actuar, individual y colectivamente, para transformar y resolver los problemas ecológicos actuales y futuros.
  • La propuesta diseñada ofrece una vía concreta para educar desde la instrucción en la asignatura de Química Orgánica con un carácter interdisciplinario, además contribuye a que los aprendizajes de materias básicas cobren relevancia y significado para los estudiantes.
  • Se demostró que mediante la propuesta se peden vincular los contenidos que ofrece la asignatura con la obra martiana, ideas de Fidel y temas de actualidad, con el objetivo de   integrar  los contenidos de esta disciplina con la profesión, logrando que los estudiantes sean capaces  de aplicar los conocimientos recibidos en materias básicas.

Conclusiones:

  1. El análisis de la evolución histórica y la sistematización de los fundamentos teóricos de la educación a través de la instrucción en la disciplina Química de la carrera Agronomía  permitió continuar el perfeccionamiento de la formación  inicial de los futuros profesionales en el proceso de universalización.
  2. La caracterización del estado en que se encuentra la educación a través de la instrucción para la disciplina Química en la carrera de Agronomía en el proceso de universalización, corrobora las insuficiencias  que se presentan en la formación inicial de los estudiantes  desde la integración de los contenidos recibidos en materias básicas y aplicarlos en la solución  de problemas profesionales.
  3. La  propuesta diseñada ofrece una vía concreta para educar desde la instrucción en la asignatura de Química Orgánica con un carácter interdisciplinario, además contribuye a que los aprendizajes de materias básicas cobren relevancia y significado para los estudiantes.
  4. La propuesta contribuye a perfeccionar el conocimiento científico  hacia al desarrollo de habilidades profesionales para orientarse de manera activa en la concepción, ejecución y dirección del proceso docente educativo y laboral.
  5. La valoración de la propuesta mediante la educación a través de la instrucción, permitió corroborar  la pertinencia y factibilidad de la misma, en aras de lograr la formación de  un profesional con sólidos conocimientos químicos para aplicarlos en la solución de problemas profesionales.

RECOMENDACIONES:

Continuar el trabajo de perfeccionamiento de la educación a través de la instrucción que sustenta la propuesta realizada, con vista a su posible aplicación a otros centros universitarios.

Adecuar la propuesta planteada para aplicarla a otras carreras universitarias, mejorando así la preparación de los docentes, en aras de lograr profesionales integrales preparados para la vida.

BIBLIOGRAFÍAS:

  1. ADDINE  FERNÁNDEZ, F. (1996). Alternativa para  la  organización de la práctica laboral  investigativa en  los  ISP.  Tesis en   Opción  al  grado  científico  de  Doctora  en   Ciencias   Pedagógicas. La Habana.187p.
  2. ADDINE FERNÁNDEZ, F y cols. (2004). Didáctica, teoría y práctica. Instituto superior pedagógico Enrique José Varona. La Habana: Pueblo y Educación.309p.
  3.  ÁLVAREZ DE ZAYAS, C. (1999). La  escuela  en la  vida. La Habana: Pueblo y Educación.
  4. Álvarez de Zayas, R. (1997). Hacia un curículum integral y contextualizado. La Habana: Editorial Academia.
  5.   Ballbé Valdés, A.  ¿Cómo lograr habilidades investigativas a través de la asignatura de Química Orgánica? [Disponible en: http// www. monografía. com//]. [Consultado en: 29/4/2008].
  6. BLANCO Pérez, A. (2001). Introducción a la Sociología de la Educación. Instituto Superior Pedagógico “Enrique J. Varona”. La Habana. (Formato electrónico).191p
  7. Borroto Leal, O (1983). La formación de especialistas de alto nivel en el campo de la agricultura tropical y subtropical en la república de Cuba. IX Reunión de Directores de Institutos de agricultura Tropical y subtropical de los países Socialistas. La Habana. 44p.
  8. Calzado Lahera, D (2002). La ley de la unidad de la instrucción y la educación. En: “Didáctica: teoría y práctica”. Editorial Pueblo y Educación. La Habana.
  9. _________________ (2005). La Integración de la docencia la investigación y la Producción, área estratégica para la colaboración internacional. La habana, Cuba. (En soporte electrónico).

10. Borroto Pérez, M. (2009). Diseño de tareas investigativas integradoras como vía de evaluación de la asignatura Química. Revista Pedagogía Universitaria Vol. XIV No. 1

11. Castro, Ruz Fidel. (2005). Acto por el aniversario 60 de su ingreso a la Universidad, efectuado en el Aula Magna de la Universidad de la Habana, el 17 de noviembre de 2005

  1. CEDEÑO GARCÍA, B. (1999). Diseño curricular con alternativas profesionales en la carrera de Agronomía. Tesis presentada en opción al grado de Doctor en Ciencias. CeeS Manuel F. Gran, Santiago de Cuba.
  2.  Chávez, Justo A. .(1800-1862).  Del Ideario Pedagógico de José de la Luz y Caballero. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 1992

14. CONGRESO DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA (1ro 1975: La Habana) Tesis y Resoluciones.La Habana: Ciencias Sociales, 1978.

15. CORRAL RUSO, R y cols (1993). Reforma y Curriculm. en: Cuba: La Educación Superior y el alcance de una reforma. La Habana: Félix Varela. p.53-66.

16. Davidov, V, V. (1986). Tipos de generalización de la enseñanza. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. 485p.

17. DEL PINO CALDERÓN, J (2004). Taller de Orientación Educativa. Video – clases para  las carreras de Licenciatura en Educación, MINED. Ciudad de la Habana.

18. Didáctica universitaria. Grupo de Pedagogía y Psicología CEPES. Universidad de la Habana. Formato electrónico. 1995.137 p.

19. Documento Base para la Elaboración de los Planes de Estudio “D”. La Habana,2003.

20. FUENTES GONZALEZ, H.; MATOS HERNÁNDEZ, E. y Montoya,J. (2007). El proceso de investigación científica orientada a la investigación de Ciencias Sociales. Universidad estatal de Bolivar. Guarnada. 248p. (soporte magnético

21. FUENTES GONZÁLEZ, H  y CRUZ BARANDA, S. (1999). Los procesos de diseño curricular en la Educación Superior desde la perspectiva de los modelos de actuación profesional y de competencias profesionales. Centro de estudio de la Educación Superior. Manuel F Gran. Universidad de  Oriente. 91p.

22. GINORIS QUESADA, O (2004). Didáctica General. La Habana. (En soporte electrónico).

23. GINORIS QUESADA, O. y Cols. (2009). El proceso de enseñanza-aprendizaje. Componentes del proceso de enseñanza: Objetivo, contenido y métodos de enseñanza-aprendizaje. En Fundamentos didácticos de la Educación Superior. ( En soporte electrónico)

24. GONZÁLEZ  REY, F. (1995): Comunicación, personalidad y  desarrollo. La Habana: Pueblo y Educación.

25. González Maura, V. (2003). La educación de los valores en el currículo universitario. Un enfoque psicopedagógico para su estudio. Vol VIII, No.4. .[Disponible en: http://cvi.mes.edu.cu/peduniv/2007]. [Consultado en: 2/4/2008].

26. GONZÁLEZ, A. M. y cols (2007). El proceso de enseñanza-aprendizaje: un reto para el cambio educativo. En: Didáctica: teoría y práctica. p. 33-55. La Habana: Pueblo y

27. GUZMÁN GÓNGORA, C.  (2009).  Modelo pedagógico para la formación sociohumanista del Ingeniero Agrónomo. Tesis presentada en opción al grado científico de Doctor en Ciencias Pedagógicas. Las Tunas. 220p.

28. Hernández Fernández, H. (2004).  Diseño de programas y planes de estudio. Centro de Estudios para el Perfeccionamiento de la Educación Superior.La Habana:  Revista Pedagogía Universitaria Vol. 9 No. 2 [Disponible en     http://eduniv.mes.edu.cu/07-Revistas-Cientificas/Pedagogia Universitaria/.pdf]. [Consultado:2/4/2008].

29. Horrutinier Silva, P (1995).Los Fundamentos del diseño curricular en la Educación Superior Cubana. ( En soporte electrónico)

30. __________________.(2006). Ideas rectoras del proceso de formación. en: La Universidad Cubana: el modelo de formación. La Habana: Félix Varela.p.20-30.

http://www.upsp.edu.pe/descargas/Docentes/Antonio/revista/01/4/189401401.pdf].         [Consultado: 28/5/2009].

31. Klingberg, L. (1990). Introducción a la Didáctica General.La Habana: Pueblo y Educación. 447 p

32. La conducción del proceso de enseñanza-aprendizaje en la Educación Superior. CEES “Manuel F. Gran. Universidad de Oriente. Monografía. Santiago de Cuba, (2003). (En soporte electrónico).

33. Lecciones de Filosofía Marxista-Leninista (1994). La Habana: Pueblo y Educación.2t

34. Lenin  Vladimir,  I. (1964).  Cuadernos Filosóficos. Obras Completas. Tomo  38. La Habana: Editorial Política.

35. LEONTIEV A, N. (1981): Actividad, conciencia y personalidad. La Habana. Libros para la Educación.

  1. 36.  Martí, José. (1961) Ideario Pedagógico. Imprenta Nacional de Cuba. La Habana,

37. Marx,  C. (1973).  El Capital.  La  Habana: Ciencias Sociales.

38. MATOS COLUMBIÉ, Z (2003). Compendio de artículos. Motivación y orientación profesional. Instituto Superior Pedagógico “Raúl Gómez García”. Guantánamo. 249p. (soporte digital).

39. Medina Mesa, M. ( 1999). Perfeccionamiento de la  actividad curricular para la enseñanza de la Química como ciencia básica: Reto y Necesidad. Libro de resúmenes. Conferencia en: 4ta Jornada Nacionaly 1ra Internacional de Enseñanza Universitaria de la Química. Universidad Nacional del Litoral, Santa Fe, Argentina. p. 1-3.

  1. 40.  Peralta Benítez, H y cols (2008). Modelo de diseño curricular de la Asignatura  Química Orgánica de la carrera de Ingeniería Agronómica, sustentado en la integración de las dimensiones gnoseológicas, profesional y metodológica. Revista Pedagogía Universitaria Vol. XIII No. 2 Disponible en: http://cvi.mes.edu.cu/peduniv/2008]. [ Consultado en: 2/4/2009]

41. Planes de Estudio “B”, “C” C perfeccionado  y “D” de la carrera de Agronomía. (En soporte electrónico).

42. Programa de la disciplina Química. Impresión ligera. UA. La Habana, 2005.

43. Reglamento para el trabajo docente y  metodológico en la Educación Superior. Resolución Ministerial 220/79. La Habana, 1979.p.79-89.

44. Reglamento para el trabajo docente y metodológico en la Educación Superior. Resolución Ministerial 210/07. La Habana, 2007.

45. SILVESTRE, M. y ZILBERSTEIN, J. (2002). Hacia una didáctica desarrolladora. La Habana. Pueblo y Educación. (Soporte electrónico).

46. SUÁREZ, C. y cols (1999). Didáctica del aprendizaje en la formación profesoral. CEES “Manuel F. Gran”. Universidad de Oriente. Santiago de Cuba. (En soporte electrónico).

47. Torres García,  A. y cols (2001). Estudios agronómicos en Cuba, reflexiones después de un siglo. Revista Pedagogía Universitaria Vol. VI No. 3 [http://eduniv.mes.edu.cu/07-Revistas-Cientificas/Pedagogia Universitaria/.pdf]. [Consultado: 2/4/2008].

48. TORRES, A. y Cols. (2001) Estudios agronómicos en Cuba, reflexiones después de un siglo. Universidad Agraria de la Habana. Revista Pedagogía Universitaria. 6 (3).  [Disponible en: http://cvi.mes.edu.cu/peduniv/2007]. [Consultado en: 2/4/2008].

49. Vargas Jiménez,  A y Hernández Rodríguez, M(1996). Algunas cosideraciones sobre el plan de estudios “C”de la carrera de Agronomía. Acerca del nivel  profesional y las disciplnas del ejercicio de la profesión. Revista Pedagogía Universitaria Vol. 1 No. 1. [Disponible en http://revistas.mes.edu.cu/Pedagogia- Universitaria/articulos/1996/1/189496103.pdf.]. [Consultado en: 25/5/2008].

50. VARGAS, A y HERNÁNDEZ, D. (2002). Hacia un nuevo modelo de desarrollo de los profesionales agropecuarios en la América Latina. Pedagogía Universitaria. 6 (3). (pp. 49-61). [Disponible en:  www.upsp.edu.pe/descargas/Docentes/Antonio/revista/01/3/189401305.pdf].        onsultado 8-6-2008].

51. Varona, Enrique José. (1849-1933) “Trabajos sobre Educación y Enseñanza”

52. Vázquez Bernal, B y cols (2007). El desarrollo profesional del profesorado de ciencias como integración de la reflexiópn y la práctica. La hipótesis de la complejidad. Revista Eureka. Enseñ. Divul. Cien, 4(3). 372-393p.

53. Vitier, C y Selección y Próllogo. (1997). Martí en la Universidad. La Habana IV, Editorial “Félix Varela”.

54. Zayas Ruiz, M y Cols (2004). Enseñanza basada en problemas en Química General: Enfoque desde la posición de los estudiantes. Revista Pedagogía Universitaria Vol. 9 No. 4. [Disponible en http://eduniv.mes.edu.cu/07-Revistas-Cientificas/Pedagogia Universitaria/.pdf]. [Consultado: 2/4/2008].

55. ZEPEDA, J. M. y LACKI, P. (2003). Educación Agrícola Superior. Una Propuesta de Estrategia para el cambio. Universidad Autónoma de Chapingo. FAO.México, 52p.

56. Zilberstein Toruncha, J y PORTELA FALGUERAS, R. (2002). Una concepción desarrolladora de la motivación y el aprendizaje de las ciencias. Instituto Pedagógico Latinoamericano y Caribeño (IPLAC). 47p( soporte electrónico).

Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato:
Torres Martínez, Leticia y Izquierdo Almaguer, Aliuska: "Propuesta didáctica para educar a través de la instrucción en la asignatura de química orgánica de la carrera de ingeniería agrónoma en el proceso de universalización" en Atlante. Cuadernos de Educación y Desarrollo, mayo 2014, en http://atlante.eumed.net/propuesta-didactica/

Atlante. Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica, editada y mantenida por el Grupo eumednet de la Universidad de Málaga.