LA EVALUACIÓN DEL IMPACTO DE LAS MALLAS CURRICULARES EN LA CARRERA DE CONTADURÍA Y AUDITORIA EN EL FUTURO DEL ESTUDIANTE AL NO CONTAR CON UN INCENTIVO ACADÉMICO EN LA GENERACIÓN DE EMPRENDIMIENTO

Resumen
El trabajo se realizo tomando como muestra tres importantes universidades de la ciudad de Guayaquil – Ecuador cada una con amplia trayectoria en el ámbito educativo superior formadoras de jóvenes ecuatorianos entusiastas cuya misión es ser participes del desarrollo económico, político, social del Ecuador al profesionalizarse y especializarse en la carrera que decidieron elegir. La finalidad de la investigación que se expone en este informe deslumbra la tendencia en la educación superior puesto que las universidades al formular sus programas académicos en las carreras de Ciencias Contables y Auditoria no presentan la posibilidad de que el estudiantado tenga la visión de emprender empresa más bien ser colaboradores de cualquier organización de índole pública o privada ejerciendo cargos a todo nivel. En la propuesta se incluye el análisis de los planes curriculares de estas unidades académicas.
Palabras claves: Mallas curriculares, programas académicos, unidades académicas, emprender empresa, profesionalizarse y especializarse.
Abstract
The study was conducted using a simple of three mayor Universities in the city of Guayaquil – Ecuador, each with extensive experience in the higher education sector forming young Ecuadorian enthusiasts whose mission is to partake of the economic, political, social of Ecuador to professionalize specialize in the race they decided to choose. The purpose of the research discussed in this report dazzles the trend in education top universities since making its academic programs in racing Accounting and Audit do not have the possibility of that students have to undertake business vision rather collaborating with any organization public or private nature holding posts at all levels. The proposal includes the analysis of the curricula of these academic units.
Key-words
Curricula, academic programs, academic units, undertake business, professionalize specialize.

  1. 1.      ANTECEDENTES DE LA EDUCACIÓN SUPERIOR EN ECUADOR

 

1.1  Inicio y desarrollo en Guayaquil

Los adelantos tecnológicos, sociales, culturales han sido el motor generador de las organizaciones de índole pública, privada o mixta para que vayan asimilando, adaptándose y  evolucionándose en estos cambios puesto que es imprescindible el fortalecimiento de sus operaciones administrativas, comerciales, tecnológicas y productivas para el desarrollo del estado y sus ciudadanos.

Por ende proporcionalmente estos efectos se van direccionando a otros entornos como la educación superior puesto que tiene que detectar, analizar y desarrollar programas académicos acordes a las necesidades de los sectores antes mencionados. Por ello (Brunner, 1990)[1] señala que las universidades nacieron como escuelas vocacionales para la enseñanza profesional, hace énfasis que su creación fue para canalizar las actividades educativas hacia los requerimientos de profesionalizarse y especializarse, énfasis eclesiásticos y gubernamentales de la sociedad.

Por estas razones en nuestro país se crea en 1826 la Universidad Santo Tomás de Aquino y pasa a denominarse Universidad Central del Departamento del Ecuador teniendo en aquella época un número pequeño de personas que se estaban formando profesionalmente. A partir del año 1950 el universo estudiantil universitario era de 266 mil alumnos. Como nos muestra el Cuadro 1 seguía siendo ínfimo a nivel de América Latina más aún en Ecuador donde la población total del país era de 3’202.757 habitantes[2]. 

CUADRO 1. América Latina: matrícula en la Educación Superior y tasas brutas de escolarización superior alrededor de 1950

PAÍSES MATRICULA EDUCACIÓN SUPERIOR TASA BRUTA DE ESCOLARIDAD SUPERIOR
Argentina

82531

5.2

Bolivia

5022

2.0

Brasil

51100

1.0

Colombia

10632

1.0

Costa Rica

1539

2.0

Cuba

20971

4.2

Chile

9528

1.7

Ecuador

4122

1.5

El Salvador

1199

0.6

Guatemala

2373

0.8

Haití

874

0.3

Honduras

818

0.6

México

35240

1.5

Nicaragua

560

0.6

Panamá

1519

2.2

Paraguay

1692

1.4

Perú

16082

2.4

República Dominicana

2267

1.1

Uruguay

11722

6.0

Venezuela

6901

1.7

FUENTE: Germán Rama (coord.), Desarrollo y Educación en América Latina y el Caribe; CEPAL-UNESCO-PNUD y Kapelusz, Buenos Aires, 1987, Cuadro 27.

Por esta razón algunos autores se refieren a este período como al de las universidades de élites[3], en cambio existen autores con otras visiones donde mencionan la universidad profesionalizante[4]. Por ende (Scherz, 1970) la caracteriza por los siguientes rasgos:

Concepción que predomina el laicismo, pragmatismo y estatismo de la universidad (nacional) la que debe encargarse de formar ciudadanos, profesionales y administradores.

Para cumplir con su fin de formación profesional, la universidad se organiza en facultades, las cuales se integran con escuelas y, a veces, con institutos, departamentos o secciones.

En el año 1867 el Congreso Nacional de aquella época presidido por Pedro Carbo decreta la fundación de la Junta Universitaria del Guayas instalándose el primero de Diciembre considerándose ésta la fecha de fundación de la Universidad de Guayaquil, transcurrido algunas décadas siendo el año de 1962 en la Facultad de Ciencias Económicas se crea la Escuela de Administración en Negocios y Contabilidad producto del desarrollo de las empresas públicas y privadas no es hasta el 5 de septiembre de 1972 donde se crea la nueva Facultad de Ciencias Administrativas.

Entre las múltiples carreas ofertadas por la Facultad de Ciencias Administrativas  se encuentra la de Contaduría Pública.

En marzo de 1938 el gobierno del general Alberto Enríquez Gallo promulgo la ley de Educación Superior y la ley de Educación primaria y secundaria regularizando la acción estatal en la educación, por estas políticas de estado en 1944 María Rosa Gómez de la Torre funda la primera escuela bilingüe para indígenas, en la cual participan activamente Dolores Cacuango, Nela Martínez y Tránsito Amaguaña.

Gracias a estas iniciativas la Asamblea Constituyente en el año de 1945 reconoce la libertad de educación, la tendencia al aporte de estas acciones continuo en el gobierno de Galo Plaza Lasso el 23 de julio de 1951 se realiza la primera conferencia Universitaria del Ecuador en Quito reafirmándose los conceptos de autonomía universitaria en los aspectos académicos y económicos. En su afán de seguir inculcando valores espirituales católicos el 17 de mayo de 1962 se funda la Universidad Católica de Santiago de Guayaquil un año más tarde se crea la Escuela de Economía como una Unidad Académica adscrita a la Facultad de Jurisprudencia posteriormente en sesión del 18 de Marzo de 1965 aprobó la creación de la Facultad de Economía.

Entre las múltiples carreras ofertadas por la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas se encuentra la de Contaduría Pública e Ingeniería en Contabilidad y Auditoría.

Habidos de conocimientos pero sin interrumpir las jornadas laborales jóvenes ecuatorianos necesitaban una unidad académica superior con esos parámetros, fue concebida por el Dr. Alfonso Aguilar Ruilova al detectar esta  necesidad latente, razón por la cual fundo el 10 de noviembre de 1966 durante el gobierno interino del Doctor Clemente Yerovi Indaburu quien autorizo al H. Consejo Nacional de Educación Superior establecer los requisitos para el funcionamiento de la Universidad Laica Vicente Rocafuerte de Guayaquil.

En 1968 se crea la Escuela de Administración de Negocios, anexa a la Facultad de Ciencias Económicas, hacia el 26 de octubre de 1976 se independiza como Facultad de Ciencias Administrativas, es notable establecer que en el año de 1993 se crea la  Escuela de Ciencias Contables sin haber iniciado o pertenecido a la Facultad de Ciencias Administrativas aunque en la actualidad por razones internas están vinculadas a dicha Facultad.

  1. 2.      MARCO TEÓRICO

La educación superior ecuatoriano ha ido evolucionando a pasos aletargados puesto que no fueron capaces de estar acorde a las nuevas tendencias globales con la aparición de las nuevas fuerzas externas del medio ambiente organizacional que influyen directamente en el entorno de las organizaciones.

Así lo demuestra (García, 2003)[5] al expresar que en el ámbito de la educación superior en las décadas de los ´80 y ´90 hubo importante dinamismo en reformas a nivel del Estado involucrando diferentes sectores en las dinámicas de crecimiento diferenciado, en el campo investigativo sobre la educación superior especialmente en el aprendizaje, a partir del impacto que tuvieron las tecnologías de la información y la comunicación (TIC).

Por las razones expuestas a nivel del estado ecuatoriano la Asamblea Nacional el 5 de agosto de 2010 en conformidad con las atribuciones que le confiere la Constitución de la República del Ecuador y la Ley Orgánica de la Función Legislativa, debatió y aprobó el proyecto de Ley Orgánica de Educación Superior, se menciona varios artículos que hacen visualizar estos avances, por ende la Asamblea Nacional el pleno considerando:

Artículo 27: De la Constitución vigente establece que la educación se centrará en el ser humano y garantizará su desarrollo holístico. En el marco del respeto a los derechos humanos, el medio ambiente sustentable y a la democracia: será participativa, obligatoria, intercultural, democrática.

Incluyente y diversa, de calidad y calidez: impulsará la equidad de género, la justicia la solidaridad y la paz: estimulará el sentido crítico, el arte y la cultura tísica, la iniciativa individual y comunitaria, y el desarrollo de competencias y capacidades para crear y trabajar.

Artículo 350: De la Constitución de la República del Ecuador señala que el Sistema de Educación Superior tiene como finalidad la formación académica y profesional con visión científica y humanista: la investigación científica y tecnológica; la innovación, promoción, desarrollo y difusión de los saberes y las culturas: la construcción de soluciones para los problemas del país, en relación con los objetivos del régimen de desarrollo:

Por ende las universidades ecuatorianos comenzaron cambios significativos en la evaluación del proceso de enseñanza-aprendizaje  implementaron estrategias de competencias y su grado de componentes. Tobón, Rial, Carretero y García[6] nos muestran:

  • Identificación de la competencia: identifica la profesión en la que se está formando.
  • Elementos de competencia: actividades o tareas concretas que llevan a realizar la unidad de competencia.
  • Saberes esenciales: son los contenidos fundamentales para el adecuado ejercicio profesional.
  • Indicadores de desempeño: criterios que permiten conocer el grado de desempeño de la competencia.
  • Evidencias: las pruebas que demuestran el grado de acondicionamiento que posee la competencia.

Cabe recalcar los saberes esenciales motivo del estudio puesto que se visualiza hacia las dimensiones afectivo motivacional (ser), cognoscitiva (saber) y actuacional (saber hacer) que debe manipular el estudiante para un exitoso ejercicio profesional.

CONCLUSIONES

Para lograr fomentar el emprender empresa entre los estudiantes universitarios que se direccionan en el área del aprendizaje contable financiero es de vital importancia la incorporación de materias que encaminen a ese logro en la malla curricular. La Escuela Politécnica del Litoral, ESPOL –Guayaquil, Ecuador[7] considero estas opciones de formación al formar cinco ejes transversales del currículo y organizándolos por áreas de competencias socializando con el sector productivo para ello forma equipos cuyo objetivo es de revisión curricular definen el orden de importancia estableciendo:

  • Desde los profesores expertos por áreas se describen y definen el trabajo a realizar.
  • El uso del conocimiento, habilidades, destrezas, herramientas y actitudes efectivas de las personas requieren de una acertada ejecución de las tareas asignadas.
  • El contar con expertos es la base del procedimiento puesto que brinda a empresas locales o no su disposición por cooperar en el proceso de Diseño Curricular.
  • La conformación del Comité Consultivo participando el sector educativo y empresarial.

Ya definidas las competencias, los equipos conformados para realizar la revisión curricular determinan las encuestas para ser remitidas al Comité Consultivo, permitiendo delimitar particularidad del adiestramiento esperado por el mercado y el sector productivo, proyectándose los flujos de materias validando las competencias.

En todo plan de estudios las asignaturas forman al estudiante, proporcionalmente algunas de ellas son más significativas y directas que otras por ende los currículos de las carreras de la ESPOL ramifican sus materias por áreas de competencias conservándolas en los ejes transversales. Al definir las áreas de competencias, el personal de revisión curricular implementan las encuestas para entregarlas al Comité Consultivo, con ello establecen las características de formación deseado por el mercado y el sector productivo, bosquejándose los flujos de materias y validando las competencias.

Una muestra de ello es la aplicación del diseño curricular en la Carrera de Ingeniería de Gestión Empresarial Internacional, donde se visualiza el objetivo de la formación integral del profesional hay se expresa la visión prospectiva que parte del ser actual orientándose al deber ser, considera los elementos inmersos en el diagnóstico del entorno. Proyecta al profesional en la realidad que se lo visualiza al ubicarlo en el presente con las condiciones en el desarrollo social, económico y geopolítico, y en las particularidades de la carrera, entre sus parámetros establece:

Formar profesionales de excelencia, líderes emprendedores con sólidos valores morales y éticos.

Adicionalmente el perfil del ingeniero en gestión empresarial internacional donde reúne las actitudes personales y competencias de actuación profesional garantizando el cumplimiento profesional efectivo, estos objetivos de formación proporcionalmente afines a la misión visión de la institución y demandas del sector productivo, entre sus parámetros establece:

Es un profesional con formación administrativa, emprendedora y con enfoque internacional.

Para recalcar lo expuesto entre las competencias principales por desarrollar recoge esas actitudes personales y competencias de actuación profesional garantizando el cumplimiento profesional efectivo, las competencias indican el dominio que el graduado demuestra en el campo de acción de la carrera y las potencialidades al ejercer la profesión en las diversas esferas de actuación, entre sus parámetros establecen:

Explorar y emprender nuevos negocios en el actual contexto de la globalización.

Adicionalmente en la sistematización de las competencias por niveles indica la formación académica requiriendo de varios períodos de labor docente educativa considerando objetivos parciales que en su integración conformen el objetivo general expuesto en el perfil profesional, determinando desempeños intermedios mediante objetivos parciales generando que los estudiantes y docentes tengan una claridad en la orientación brindada. Cada nivel de formación de la carrera ilustra la competencia más relevante implica la integración paulatina de conocimientos, habilidades, capacidades, intereses, valores y demás elementos que define la personalidad del futuro profesional, entre sus  parámetros establece:

Emprender nuevos negocios exitosos a nivel regional, nacional e internacional.

Por lo expuesto la ESPOL determina en el parámetro de ocupaciones profesionales que el futuro ingeniero en gestión empresarial internacional se desempeñara como: funcionario bancario; jefe o director de departamentos administrativos; administrador de pequeñas y medianas empresas y corporaciones multinacionales; consultor en administración y planificación; asesor gerencial; gestor del desarrollo en su propia empresa.

Expuesto, visualizado y desarrollado la importancia de la incorporación de materias que potencialicen las habilidades del estudiante universitario que se direcciona por profesionalizarse en la rama financiera contable para que vaya pensando, gestionando y creando el emprendimiento de su empresa para que esta acorde a las necesidades reales del entorno que hace indispensable la creación de fuentes de trabajo. 

BIBLIOGRAFIA

Brunner José, (1990): Educación Superior en América Latina: Cambios y Desafíos. Capítulo 1 Antecedentes históricos: Las primeras universidades americanas página 13. Chile: Editorial Fondo de cultura económica.

Cabrera Kary, González Luis (2006): Currículo universitario basado en competencias: página 10. Barranquilla: Ediciones Uninorte.

García Carmen, (2003): Balance de la década de la globalización y de las políticas educativas en los sistemas de educación superior de América latina y el Caribe: Balance de la década de los ´90 página 18. Buenos Aires: Clacso Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales.

Instituto Interamericano de ciencias agrícolas OEA, (1980): Seminario Internacional sobre: Las interrelaciones entre producción, comercialización y financiación en asociaciones campesinas.

Malla académica-Contaduría Pública. Disponible en: www.ug.fca.ec/contaduriamalla.html. Consultado en 01/10/2013 a las 10:30

Malla curricular-Contaduría Pública e Ingeniería Contabilidad y Auditoría. Disponible en: www2.ucsg.edu.ec/economía/index.php?option=com_content&view=article&id=89&ltemid=120. Consultado en 01/10/2013 a las 10:35

Malla curricular-Facultad de Economía y Negocios Ingeniería en Negocios Internacionales Disponible en: www.fen.espol.edu.ec/sites/default/files/Documentos/MallasPregrado/FlujoActual

NegociosInternacionales.pdf. Consultado en 01/10/2013 a las 10:50

Plan de Estudios Disponible en: www.ulvr.edu.ec/Principal.html?cod=fac&est=Activo. Consultado en 01/10/2013 a las 10:40

Pride William, (1992): Marketing Decisiones y Conceptos Básicos. 2da Edición. Editorial McGraw-Hill, México 1992

Registro oficial: http://www.planificacion.gob.ec/wp-content/uploads/downloads/2012/08/Ley-Org%C3%A1nica-de-Educaci%C3%B3n-Superior.-Suplemento-del-Registro-Oficia-Nro.-298..pdf

Rama Germán, (coord.): Desarrollo y Educación en América Latina y el Caribe; CEPAL-UNSECO-PNUD y Kapelusz, Buenos Aires, 1987, Cuadro 27.

Tobón Sergio, Rial Antonio, Carretero Miguel, García Juan (2006): Competencias, calidad y educación superior. Cooperativa Editorial Magisterio. Bogotá, 2006.



[1] Brunner, José. Educación Superior en América Latina: Cambios y desafíos. Editorial fondo de Cultura Económico. Chile. 1990

[2] Instituto Interamericano de Ciencias Agrícolas – OEA, Seminario Internacional sobre: Las interrelaciones entre producción, comercialización y financiación en asociaciones campesinas.

[3]Ver Rama, Germán (coord.), op. Cit., donde, este tema se emplea profusamente. Asimismo, ver Brunner, José Joaquín, “Universidad. Cultura y Clases Sociales en Chile: la Formación de las Elites”. En Vv. Aa. Universidad y Desarrollo en América Latina y el Caribe; UNESCO-CRESALC, Caracas, 1984, pp; 71 y 88.

[4]Sherz, Luis, Universidad Latinoamericana y Movimientos Estudiantiles. Corporación de promoción universitaria; Editorial del Pacífico, Santiago de Chile, 1970, op. cit., especialmente Capítulo 1.

[5] García, Carmen. Balance de la década de los ´90 y reflexiones sobre las nuevas fuerzas de cambio en la educación superior. CLACSO. Buenos Aires. 2003

[6] Tobón, Sergio; Rial, Antonio; Carretero, Miguel y García, Juan. Competencias, calidad y educación superior. Cooperativa Editorial Magisterio. Bogotá. 2006

[7] Cabrera, Kary; González, Luis. Currículo universitario basado en competencias. Universidad del Norte. Barranquilla. 2006

Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato:
Paredes Ochoa, Alberto J.: "La evaluación del impacto de las mallas curriculares en la carrera de Contaduría y Auditoria en el futuro del estudiante al no contar con un incentivo académico en la generación de emprendimiento" en Atlante. Cuadernos de Educación y Desarrollo, octubre 2013, en http://atlante.eumed.net/mallas-curriculares/

Atlante. Cuadernos de Educación y Desarrollo es una revista académica, editada y mantenida por el Grupo eumednet de la Universidad de Málaga.